Sección - Yo Influyo News - Tu voz

México, las entidades federativas y los municipios no tienen más dueños que los ciudadanos, no son propiedad del gobernante en turno.
López Obrador y muchos de los gobernantes de Morena censuran a los que los critica, los agreden, los ofenden, pero ellos sí pueden hacerlo libre e impunemente.
México está polarizado porque lo gobierna un tirano populista que una de sus principales armas y más fuertes es la polarización.
La Iglesia es un actor importante en la vida social mexicana y tiene derecho a expresar civilizadamente su opinión; amordazarla es simple y llanamente injusto.
El mayor peligro que vivimos en México es la invasión de poderes que hace López Obrador, es la militarización de México y la persecución a los que no piensan como él.
Si continuamos con pérdida de empleos, problemas de salud, inseguridad galopante, inflación, daño al medio ambiente y más, perderemos derechos y libertades.
El PAN heroico, doctrinario, valiente, con autoridad moral, que tan útil le sería en el momento actual a México, ya no existe, se esfumó.
En el actual gobierno no hay ética, no hay respeto a la ley, no hay respeto a la democracia y no hay respeto a la dignidad de la persona humana.
Los partidos políticos de oposición al gobierno de Morena son incapaces de tener algo que decirle a la gente, que le llegue y le haga sentido.
La ausencia de una verdadera oposición revela las peores miserias y pudriciones que padece la sociedad mexicana.
Los mexicanos debemos ser cada día ciudadanos más enterados y participativos del acontecer diario en la política de nuestra Nación.
Si próximamente vas a comprar un automóvil, no asistas a Nissan Polanco, pues es un lugar en el que evidentemente carecen de profesionalismo y de palabra.
Debemos independizarnos de todo lo que impide que México se eleve como águila hacia un futuro mejor para todas y todos, de justicia, armonía y paz.