Un continente a la deriva

Un fenómeno alarmante no sólo en México, sino en el resto de América Latina es el hecho de que los movimientos de izquierda estén financiados por el narcotráfico.