Apoyemos al presidente

¿Por qué los neoliberales inventaron eso de los derechos humanos? Para robar, para saquear, cosa que hicieron desde la Revolución Francesa.


neoliberalismo


Es momento de cerrar filas en torno al admirado líder. El presidente López Obrador ha dejado atrás la crítica local, el ambiente nacional en el que ya se sabe con exactitud quiénes son los enemigos del pueblo que van desde los malditos españoles que sólo trajeron violencia, enfermedades y decadencia hasta los perros conservadores que se refocilan en la traición a la patria y la enajenación de los bienes nacionales, personajes de baja estofa que se suman por millones ya que incluyen a las clases medias –siempre propensas al egoísmo aspiracionista– y a la UNAM, ente neoliberal en el que se venera a Luis Videgaray y a Salinas de Gortari.

Bueno, pues nuestro preclaro líder ha dado ya una cátedra universal al dejar en claro de manera puntual que el neoliberalismo, en su perversidad, no solamente fomentó el amor al dinero, el odio al prójimo y enaltecimiento de los bienes materiales, sino que inventó derechos, que apoyó de manera descarada para obtener beneficios y saquear el orbe. Nadie se había atrevido a tanto. Veamos la cita. “Se alentó mucho, incluso por ellos mismos, el feminismo, el ecologismo, la defensa de los derechos humanos, la protección de los animales, muy nobles todas estas causas, muy nobles, pero el propósito era crear o impulsar, desarrollar, todas estas nuevas causas para que no reparáramos, para que no volteáramos a ver que estaban saqueando al mundo”. Una incuestionable verdad en la boca de un hombre que destaca por conducirse con precisión milimétrica cuando se trata de cambiar al mundo y combatir a las fuerzas del mal.

¿Por qué los neoliberales inventaron eso de los derechos humanos? Para robar, para saquear, cosa que hicieron desde la Revolución Francesa. Increíble que hayan logrado engañar a tantos durante tanto tiempo. Pero tenía que llegar un líder mundial, uno de ésos que se aparece muy eventualmente en el firmamento como si fuera un cometa. Esa luminaria es López Obrador. Y tiene razón porque antes los afroamericanos eran negros y nadie se molestaba; las mujeres estaban en su casa y ninguna se quejaba, los hombres las golpeaban porque ellas sabían que era por su bien y todos lo aceptaban sin chistar. ¿Qué es ese invento del feminismo? Algo que solamente en el alma maligna del prianismo pudo fomentarse. Así mientras se les daba el voto a las mujeres, se busca que tengan las mismas oportunidades que los hombres, los mismos sueldos, que cese la violencia contra ellas, nadie sabe, más que nuestro líder que se percató con la sagacidad de su mente, que en realidad esos son pretextos para vender Pemex.

Eso de la defensa de los animales como acertadamente dice nuestro presidente es una pantalla para dar rienda suelta a la ambición desmedida. Nada como ver a un perro y propinarle un patadón. Esos eran grandes tiempos en los que nadie se quejaba de tratar a los animales como lo que son: bestias al servicio del hombre. En la campaña presidencial circuló un video en el que AMLO, siendo candidato, merodeaba alrededor de una paloma de manera sigilosa. Por supuesto, los críticos llegaron a aventurar que el hombre ya estaba mal haciendo esos desfiguros. Nadie sabe qué pasó al final, pero seguramente el líder brincó y aplastó a la pinche paloma neoliberal que, con su vuelo, trataba de distraer la explotación minera.

Apoyemos a nuestro presidente en este discurso revelador. Luchemos contra el mundo, regresemos al medioevo: las minorías a sufrir, las mujeres a su casa y a obedecer y los animales a destazarlos. Todo esto sería un gran golpe al neoliberalismo. Palabra del amado líder.

Te puede interesar: El pornógrafo
 

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.