¿Hay voluntad política para combatir la corrupción?

La actual administración no ha aplicado politicas públicas suficientes para combatir la corrupcion y algunas ya en marcha pueden tener el efecto contrario.


Cultura e impunidad pilaes de la corrupción


Uno de los temas más explotados por el actual presidente para movilizar las voluntades a su favor y ganar las elecciones federales fue el tema de la corrupción. Sin embargo, durante el tiempo que tiene en la primera magistratura es posible notar contrastes importantes en las políticas para su combate, el politólogo Guillermo Torres Quiroz analiza el tema desde diferentes aristas.

Políticas

Torres Quiroz señaló que la narrativa del gobierno en materia anticorrupción se ha enfocado en el tema de la austeridad, lo que se traduce en bajar los salarios de los funcionarios y en hacer públicos los contratos de obra del gobierno; sin embargo esa obligación de transparencia ya existía.

No obstante el Portal de obligaciones de transparencia (POT) que debe existir en las paginas web de las dependencias y organismos públicos, hoy es posible encontrarlos muy deficientes, incluso conseguir un directorio interno es complicado, señaló.

Leer: Un arma contra la impunidad de los funcionarios públicos 

En el mismo orden de ideas el ejecutivo considera que someter a concurso las licitaciones de obras públicas fomentan la corrupción (porque se podría corromper para ganar el concurso); no obstante la alternativa ha sido realizar adjudicaciones directas, lo cual es peor, pero “es la lógica de su narrativa”, (yo soy tan bueno que a quien yo seleccione sé que será bueno).

Hay una serie de propuestas de la Secretaría de Función Pública (SFP), pero no se ha hecho ninguna reforma para el combate directo a la corrupción, salvo las modificaciones al artículo 19 de la Constitución, creando la prisión oficiosa para entre otros, delitos de corrupción, pero no ha habido algo más, indicó el entrevistado.

“No ha querido dar los pasos fundamentales para que en los hechos ya no exista toda esa dinámica de corrupción”, afirmó Torres Quiroz.

Círculo cercano

Ciertamente a algunos personajes muy próximos al presidente no se les conoce por inmaculados pero, apuntó Torres, aquí se aplica la máxima de que nadie es culpable hasta que se le demuestre lo contrario, es decir, hasta que no se le haya escuchado y vencido en juicio.

Sin embargo, a Guillermo Torres le preocupa más que la propia corrupción, la incapacidad para gobernar, la falta de planeación administrativa.

Reiteró que perfiles claves en el gobierno como subsecretarios o los “superdelegados” están ganando libres de impuestos alrededor de 40 mil pesos, así estos bajos salarios (en comparación con el nivel de responsabilidad) bien puede ser un incentivo a la corrupción (poco salario con mucho poder y recursos disponibles).

Recordó que con la reforma de 1995 del Poder Judicial se pretendió entre otras cosas, otorgar salarios muy buenos a los ministros de la Suprema Corte de Justicia de la Nación que los hiciera incorruptibles, para que no fueran “comprados”.

En la visión actual el funcionario público debe de sacrificarse por el servicios público, “ganando una miseria”.

Sistema Nacional Anticorrupción (SNA)

En la actual administración no hay un interés claro para la plena implementación del SNA, porque explicó el politólogo, como no fue hecha por este gobierno sino por ”los gobiernos corruptos del pasado, o del modelo neoliberal, entonces no está bien hecho… es ésa la narrativa del presidente”.

Torres Quiroz afirmó que “si bien López Obrador llegó al poder en gran parte por su crítica a la corrupción pareciera que va a dejar todo igual y su salida puede ser también el tema de la corrupción”.

El combate directo a la corrupción implica no sólo acciones paulatinas sino extirpar el cáncer de forma fuerte, lo que significa un cambio de todo el sistema, pero que necesita incidir en dos aspectos fundamentales, modificar el aspecto cultural y la plena aplicación de la justicia, concluyó.

Te puede interesar: En el Senado conviven el PRIAN y el PRIMOR 

@Yoinfluyo
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.