¡Alto a la mentira y a la calumnia!

La cultura de la muerte no tiene límites en su ambición de dinero, poder y placer.

Hace no mucho tiempo hable sobre la “hermana María de Guadalupe” (argentina), yo la mencionaba anteriormente como una “Madre Teresa de Calcuta de Siria” (bien se lo ha ganado). Ella ha vivido en carne propia las infamias de los disque insurgentes (casi todos no sirios), y después del Estado Islámico (EI), creados por EU el segundo al no ser suficiente el primero, para derrocar al Gobierno legal de Basar al Assad con el que el pueblo sirio está totalmente de acuerdo y lo ha apoyado. La hermana María de Guadalupe, potencialmente es una Santa para Siria, el Medio Oriente y todo el mundo.


Medio Oriente


Para una Santa, se necesitan padres santos. Cuando tuvo la oportunidad de dejar los horrores de Siria, debía manifestar su voluntad de quedarse, así como el consentimiento de sus padres. Ella dijo: “me quiero quedar” y su padre: “has estado con esta gente hasta ahora ¿y los vas a abandonar cuando más te necesita? vos tenes que estar ahí. así si eso significara dar la vida. sos misionera” añadiendo “además no pretendo de ninguna manera competir con Dios. Él te cuida allá, mejor de lo que yo te puedo cuidar acá.”

La hermana Guadalupe en sus 18 años de misionera en el Medio Oriente, conviviendo con la población tanto católica como musulmana nos platica que Siria era un país especial entre los países árabes. Era prospera, la gente vivía bien, con comodidades y hasta lujos, la población estaba satisfecha con su gobierno. Nadie pensaba que hubiera la posibilidad de que ahí se presentara la temible “Primavera Árabe”. Cuando hace 4 años se presentaron los primero disturbios, pensaron que podría ser aprovechado por los integristas, el Estado Islámico concretamente. A la hermana le llamo la atención que en la televisión los disturbios se presentaran como manifestaciones pacíficas (que no lo eran, especialmente contra los católicos) en contra del Gobierno, cuando todo el pueblo en realidad no tenía nada de que quejarse. Al contrario en Damasco, Alepo y otras ciudades se organizaron grandes manifestaciones de apoyo al Presidente Bashar al-Ásad en contra de la supuesta insurrección. Le asombro nuevamente que en Occidente los medios de comunicación tergiversaran nuevamente los hechos ¡la gran mentira! afirmando que las manifestaciones que se presentaban en TV. eran en contra del Gobierno establecido, siendo todo lo contrario.

El tan grave problema que ya lleva seis años y podrá seguir por mucho tiempo, surgió porque EU quería ser la que abasteciera de gas a Europa a través del gasoducto que tiene que pasar por Siria y no aceptando el presidente, que había que echarlo abajo. No contaban con que el presidente estaba firme y apoyado por Rusia, podía hacer frente al embate de gente pagada a la que entregaban armas, dinero y lo necesario. Al no conseguir lo que buscaban, crearon el Estado Islámico, inclusive con mercenarios a través del a CIA (EU tiene el “ejército particular” mejor del mundo “Black Wáter”). Todo por intereses económicos.

La supuesta insurrección y luego el Estado Islámico, aparecieron por intereses económicos, nunca en defensa del pueblo, que está sufriendo tremendamente. Que la prueba de eso es que el conflicto terminaría fácilmente si se dejara de proporcionar armas y apoyo a los Insurrectos que realmente no son sirios, sino extranjeros, que atacan especialmente a la población católica ¡pero no se hace!.

Llevan ya 6 años de destrucción con más de 50 mil muertos. Siria con una población de 23 millones de habitantes, tiene 12 millones de desplazados, que perdieron sus casas totalmente destruidas, quedando arrasadas sus poblaciones. Los ataques van contra la población directamente, no les importan los colegios, los niños, los hospitales, y se ensañan con los barrios católicos, caen morteros misiles y bombas cada cinco minutos. Recogen en camiones en bolsas de plástico, no solo los cadáveres, sino las cabezas, brazos, pies, manos, que han volado, para evitar la peste. Le impresiono que un chiquillo, antes de morir a consecuencia de las heridas producidas por las esquirlas de un misil, consolaba a su madre, diciéndole. “No tengas miedo a los que pueden matar el cuerpo, pero no pueden matar el alma”. Atrocidades todos los días. Decapitaciones, niños enterrados vivos o crucificados delante de sus madres. Y los medios de comunicación, en la era de la comunicación, callan o mienten, hay un silencio cómplice.

¡Alto a la mentira y a la calumnia!

Precisamente hoy (23 de febrero) aparecen en los medios de comunicación una cascada de mentiras, quieren lograr el apoyo total a EU y salvar a los rebeldes (insurgente y Estado Islámico) apoyados por EU y varios aliados, de ser superados por el Gobierno apoyado por Rusia e Irán. Según la información “el malo es el Gobierno” y los sanguinarios (especialmente contra los cristianos) del Estado Islámico y los insurgentes creados y apoyados por EU son las blancas e inocentes palomitas. Involucran en esto a las Naciones Unidas, al grupo de Defensa Civil Siria (Cascos Blancos), un grupo de monitoreo en la Gran Bretaña y todo lo que puedan, para evitar que el Gobierno legítimo, Rusia e Irán acaben con los terroristas mencionados. Por su ambición no les importa que el sufrido pueblo (adultos, ancianos y niños), sigan siendo presas de tan terrible violencia.

La cultura de la muerte no tiene límites en su ambición de dinero, poder y placer (vivir como reyes). Siendo en el mundo la gran mayoría buenos y dispuestos a ayudarse mutuamente, una pequeña minoría, las diversas mafias (petroleras, narcos, izquierda, masonería) tratan a como dé lugar en su beneficio imponer la cultura del muerte.

Es tiempo de que esa gran mayoría ya no se siga dejando engañar. Ojo con López Obrador y otros, es tiempo de ponerle un ¡alto a la mentira y a la calumnia!

Solo así lograremos paz, seguridad y prosperidad, acabando con nuestros múltiples problemas, de los cuales el más importante es sin duda la salvación del Medio Ambiente.

“Donde hay bosque hay agua y aire puro; donde hay agua y aire puro hay vida.”

 

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com

Modificado por última vez en Viernes, 09 Marzo 2018 23:29