Tampoco caería mal un poco de prudencia

“La multa impuesta por INE a Morena por 197 mdp es una vil venganza. No existe ningún acto inmoral con el fideicomiso a damnificados por el sismo. Nosotros no somos corruptos ni cometimos ilegalidad. Por el contrario, buscan enlodar una acción humanitaria. Acudiremos a tribunales”


AMLO próximo presidente


Algo que deberían proponerse los próximos gobernantes aparte de los 50 lineamientos generales para el combate a la corrupción y la aplicación de una política de austeridad republicana (así se llama el documento) es un poco de prudencia. Esto les sería muy útil no sólo en la tarea de gobernar para todos sino para poder comunicarse con más claridad, no comprar todas las broncas haciéndolas más grandes y generar nuevos problemas, y para darse cuenta de que no es necesario contestar todo ni condenar a todos.

Se entiende que la fanaticada se quedara trabada en la campaña y siga tirando insultos a diestra y siniestra, viendo enemigos y fraudes por todos lados. Pero llama la atención que quienes han sido ya nominados a ocupar una responsabilidad pública se comporten de la misma manera. Y ahí el ejemplo lo pone el líder. López Obrador había dicho que se iba a descansar y reflexionar cuatro días (recordemos que él no toma vacaciones: él descansa y reflexiona). Poco nos duró el gusto. Ayer montó en cólera por la multa que le impondrán a Morena por el fraude que hicieron con un fideicomiso para supuestamente ayudar a damnificados del sismo. Está todo documentado y evidenciado. La multa será de 197 millones para el partido que fundó y lideró Andrés Manuel, lo que es poca cosa comparado con los más de mil millones que recibirá el año entrante. El INE, que anunció el triunfo de López Obrador, ha documentado la manera en que operaban miembros de Morena con el dinero en efectivo. Varios de ellos hacían depósitos de 50 mil pesos –más de lo que ganará un director general en el gobierno amlista.

El que será presidente de México hizo a un lado su descanso, dejó de reflexionar y tuiteó: “La multa impuesta por INE a Morena por 197 mdp es una vil venganza. No existe ningún acto inmoral con el fideicomiso a damnificados por el sismo. Nosotros no somos corruptos ni cometimos ilegalidad. Por el contrario, buscan enlodar una acción humanitaria. Acudiremos a tribunales”.

Caray, al parecer el señor no se ha dado cuenta que ganó las elecciones de manera espectacular, que en unos meses será presidente de México y que para tener éxito, aparte de seguir su propio estilo, tendrá que combinarlo con bajarle a los prejuicios y al ánimo pendenciero.

El lodazal lo hizo Morena con el fideicomiso, para lo cual torcieron, deformaron “una acción humanitaria”. Eso no solamente es 'inmoral', sino perverso.

Claro que eso no significa que fuera el propio Andrés Manuel el que ordenara que eso se hiciera, que él diseñara el plan o que lo pidiera. No se trata entonces de 'una vil venganza'. Es una investigación legal y el resultado es lógico, pues es parte de la manera en que operan todos los partidos políticos en nuestro país. Por eso multan a todos, ganen o pierdan y les tiene sin cuidado. En lugar de enviar ese tuit de coraje hubiera dicho cuál es su posición respecto a los montos gigantescos de dinero que reciben los partidos políticos y si va a proponer que se recorte ese grosero financiamiento.

La prudencia siempre paga y es una característica de los grandes estadistas, de los que sí hacen transformaciones. Ojalá los gobernantes que entrarán en diciembre hicieran algunos lineamientos para conducirse públicamente.

Esta semana les ha ido fatal con sus torpezas e imprudencias.

 

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com