Fake it until you get it

“Fake it until you get it” frase que a algunas ñoras nos gusta utilizar, pero la usan y aplican con su peculiar estilo AMLO y todo su gabinete. 


Morena y su Fake until you get it


Una de las frases favoritas de esta ñora es Fake it until you get it. Y sí antes de alguien se desgarre las vestiduras, esta ñora es una ñora consciente del privilegio que es hablar inglés –o tener a la mano un buen traductor en el teléfono– por eso tendrá el gracioso gesto de decirles que eso quiere decir algo así como: “Finge hasta que lo logres”. Esta frasecita le dio confianza a esta ñora cuando era ñorita en su primer empleo, para el que no se sentía tan preparada; pero “fingió” la actitud correcta y eso le generó confianza y lo hizo muy bien.

Por esa razón, esta ñora está tan contenta de ver que el gobierno encabezado por nuestro yo-hablo-físico-y-por-eso-nadie-entiende-lo-que-digo ha tomado esta frase como su mantra. El secretario de Educación hasta piensa nombrar así a uno de los programas educativos, el de inglés precisamente, porque los profesores que den esos cursos sólo tendrán que fingir hasta que lo logren… si es que lo logran.

La secretaria de Energía también nos dio un precioso ejemplo de “faking” con su asombrosa lección de física para explicar la imposibilidad de cerrar el ducto que hubiera evitado la tragedia de Hidalgo. Parece que la riqueza energética del país da mucho en esto del “faking”, porque esta ñora vio con lágrimas en los ojos, cómo el director de PEMEX bajaba a un hoyo sin casco, sin protecciones sólo para asegurarse de… esta ñora no entendió qué iba a buscar en el subsuelo, pero era más emocionante que cuando salió de planta junta a Claudia Sheinbaum.

Seguro, el consejo del “faking” se lo dio el CFO –esta ñora sabe sin buscar en Google que es algo así como el director de finanzas– de PEMEX. Quien en diciembre que fue a Nueva York a “faking” que sabía de petróleo y finanzas con unas diapositivas bien lindas con las que les pedía lana a los gringos para sacar adelante proyectos bendecidos por la sacro santa mano del ejecutivo federal. Lo malo es que los malvados gringos, seguro mal aconsejados por la mafia del poder, no le creyeron nada y hasta dicen que recomendaron que lo corrieran. Al parecer tanto “faking” de tanto funcionario ha llevado las calificadoras internacionales a decir que no están confiando en el país, o sea, el gobierno federal se está dando de frente con la “realiting” aunque no lo quiera admitir.

Esta ñora regresa a su ejemplo personal no porque sea ególatra –eso se lo deja a cierto individuo que presumió que se cree capaz de “purificar al país” con su sombra–, sino porque sabe que si funciona el “faking” es porque en el fondo sí se tienen las habilidades y conocimientos para lograr el objetivo y es la inseguridad la que se atraviesa, por eso, se “finge” hasta que del interior brotan esas habilidades y conocimientos que siempre estuvieron ahí. En el caso los funcionarios, todo hasta ahora indica que no va a surgir ni habilidad ni conocimiento porque no lo tienen. O sea, su “faking” se quedará en esa fase, puro y simple fingir y muy poco lograr. Gobierno cada vez más “fake”.

Te puede interesar: Los falsos dilemas 

@yoinfluyo
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com