No basta con titularse

Una toga y un birrete no necesariamente representan éxito: se requiere compromiso y las ganas de hacer las cosas de manera diferente, y esto más que obtenerlo en una escuela, debe desarrollarse “desde dentro”.