Sufrir violencia en la infancia, propicia adultos agresivos

“No hay ningún estudio o investigación que arroje que a mayor castigo o humillación, se tendrán mejores, adultos, personas y ciudadanos”, comentó la Carolina Santillán Torres, psicóloga de la UNAM.


Violencia niños


Carolina Santillán Torres, doctora en psicología de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM), aseguró que el castigo corporal y la humillación como método de educación en niños y adolescentes, a corto plazo genera orden; pero a largo plazo los menores se vuelven agresivos; luego de que el Senado reformara la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes, y el Código Civil Federal, para prohibir cualquier tipo de violencia en niños.

Hace unas semanas, el Senado aprobó por unanimidad, con 92 votos a favor, reformar la Ley General de los Derechos de Niñas, Niños y Adolescentes, y el Código Civil Federal. “Queda prohibido que quienes tengan trato con niñas, niños y adolescentes ejerzan cualquier tipo de violencia en su contra, en particular el castigo corporal y humillante”, es como quedó la fracción IV del artículo 105, uno de los muchos artículos reformados, luego de la intervención del Senado.

Con la reforma queda prohibido que padres de familia o tutores recurran a la fuerza física o el maltrato psicológico, como método disciplinario o correctivo. Quedan prohibidos golpes con la mano o con objetos, empujones, pellizcos, mordeduras, quemaduras, insultos, humillaciones, amenazas, comentarios degradantes, entre otros abusos contra menores. Las reformas también incluyen que los niños, niñas y adolescentes tengan acceso a orientación, educación, cuidado y crianza adecuada de sus padres o tutores.

Por su parte, Carolina Santillán Torres, especialista en psicología de la UNAM, aplaudió las reformas hechas por el Senado y explicó que los niños que son golpeados crecen y se convierten en adultos violentos. “A largo plazo tienden a ser niños más agresivos, desarrollan conductas delictivas y antisociales, tienen problemas para adaptarse y más probabilidad de desarrollar una enfermedad de salud mental”, comentó la especialista respecto a los niños que sufren violencia.

Datos de la Fundación Guardianes arrojaron que más del 60 por ciento de niñas, niños y adolescentes entre 1 y 14 años han sufrido agresiones psicológicas y castigo corporal en sus hogares; mientras que durante la pandemia, 40 por ciento de los menores fueron víctimas de violencia física y psicológica. “Durante 20 años ha habido un incremento de los talleres para padres y sumado a esto, con la aprobación de la ley permitirá que la relación en la familia sea más democrática”, comentó la doctora de la UNAM.

“Los padres tienen la obligación de educar pero en forma responsable y respetuosa y el menor tiene derecho a expresar su opinión”, comentó la doctora y subrayó que no hay ningún estudio o investigación que arroje que a mayor castigo o humillación, se tendrán mejores, adultos, personas y ciudadanos.

 

Te puede interesar: Se disparará inseguridad alimentaria por pandemia

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.