Defienden legalizar “autos chocolate”

Representantes del sector de automotores pidieron a los senadores echar para atrás la modificación legal aprobada por los diputados para legalizar a los autos “chocolate”, ya que daña severamente a la industria del ramo.


Tuercen ley


De permitirse la legalización de los vehículos usados importados, conocidos como "chocolate", introducida sorpresivamente en la Ley de Ingresos 2020 por diputados de Morena, la venta de autos en México caería entre el 20 y 30 por ciento, lo que inhibirá la inversión en el sector y acotaría la generación de empleos directos, advirtieron representantes de la industria automotriz.

En un albazo, el diputado Manuel López Castillo propuso modificar el artículo transitorio décimo quinto de la Ley de Ingresos 2020 a fin de permitir la regularización de alrededor 18 millones de vehículos que llegaron al país de contrabando, lo que fue aprobado por mayoría de 316 votos.

En respuesta a esta decisión, la Asociación Mexicana de Distribuidores Automotores A.C. (AMDA), la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), la Asociación Nacional de Productores Autobuses Camiones y Tractocamiones (ANPACT), la Industria Nacional de Autopartes (INA), la Canacintra, la Concamin y la Coparmex rechazaron la decisión de los diputados que cambiaron la normatividad de los autos “chocolate”, y advirtieron que legislar a favor del reconocimiento de lo ilegal no es la solución y representa una clara violación de la Constitución.

Eduardo Solís, presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz (AMIA), aseguró que esta modificación legal es contradictoria a lo que han acordado la industria del ramo y las autoridades federales para frenar la entrada de autos viejos al país.

Por otra parte, Guillermo Rosales, vicepresidente ejecutivo de la Asociación Mexicana de Distribuidores de Automotores (AMDA), alertó que de permitirse la legalidad de autos "chocolate", en tres años se registraría una baja de 30 por ciento en la venta de nuevas unidades, lo que significaría la comercialización de 900 mil unidades en 2021, contra el millón trescientos mil que prevé el organismo al cierre de este año.

Albazo morenista

En la sesión de discusión del paquete económico que se realizó el viernes en el Congreso de la Unión, el diputado Manuel López Castillo presentó una propuesta que no se había consultado previamente con el sector de automotores, la fracción 15 transitoria de la Ley de Ingresos (LIF) 2020 aprobada, indica que “a efecto de las obligaciones previstas en la Ley Aduanera, en un plazo máximo de ocho meses, contados a partir de la entrada en vigor de esta Ley, el Congreso de la Unión realizará las adecuaciones que correspondan en leyes y ordenamientos aplicables a la problemática de la posesión de vehículos importados usados, localizados en el territorio nacional, que hayan cumplido con las obligaciones de la Ley Aduanera”.

Según la exposición de motivos del legislador perteneciente al Grupo Parlamentario de Morena, la pretensión de esta ley era generar incentivos a una cultura de legalidad y formalidad en la introducción de mercancías extranjeras, además de facilitar a los ciudadanos que tienen un vehículo de procedencia extranjera la adquisición del documento que acredita su estancia legal, al mismo tiempo de fortalecer el cumplimiento de normas tributarias, ambientales y de registro vehicular.

En la publicación Señal de Coparmex, los representantes de la industria pidieron a los senadores, quienes están analizando la LIF 2020 que retiren este artículo transitorio Décimo Quinto ya que es resultado de una transacción ilícita la que no genera impuestos, fomenta el contrabando, perjudica al medio ambiente, beneficia a las células criminales de tráfico de vehículos, blanquea el delito de adquisición de bienes con recursos de procedencia ilícita al impedir conocer el origen de los mismos además de afectar la generación de empleos en el sector automotriz.

En contraparte, los empresarios del ramo exhortaron a los legisladores para que, desde su ámbito, apoyen el fortalecimiento de la industria automotriz, para lo cual pidieron la eliminación del Impuesto Sobre Automóviles Nuevos, ya que México es el único país que contempla dos impuestos para esta adquisición.

Asimismo, indicaron que es necesaria la creación de incentivos para la adquisición de vehículos nuevos, así como programas financieros para dar accesibilidad a la compra de automotores.

Otra de las sugerencias es el establecimiento de un programa de entrega para destrucción de vehículos irregulares a cambio de la condonación de impuestos en la compra de uno nuevo. Y generar condiciones de certidumbre para el desarrollo y crecimiento de la industria mexicana de automotores, no sólo en el ámbito de la exportación, cuanto más en el incremento de las ventas internas.

 

Te puede interesar: Aún puede cambiar el Paquete Económico

@yoinfluyo 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.