Condenan a científico chino por experimentos genéticos

El equipo del científico chino utilizó la técnica CRISPR para mutar un gen y hacer a las pequeñas resistentes contra el virus causante del sida.


Modificación genética 


Por manipular genéticamente con fines reproductivos a tres embriones humanos que al nacer presuntamente pueden resistir al virus de la inmunodeficiencia humana (VIH), un tribunal de la ciudad de Shenzhen, en el sur de China condenó al investigador chino He Jiankui tres años de prisión y al pago de una multa de alrededor de 430 mil dólares.

En noviembre de 2018 el genetista chino de 35 años, anunció el nacimiento de dos niñas, Lulu y Nana, resultado de la "edición" genética y quienes se informó estaban en perfecto estado de salud. Además, se esperaba que pronto otra mujer diera a luz un bebé derivado de este experimento, lo que sucedió pocos meses después.

De acuerdo con información de la agencia de noticias Xinhua, el fallo y las investigaciones previas mostraron que el equipo de He falsificó un certificado de revisión ética y reclutó a ocho parejas voluntarias (en las que los hombres eran VIH positivos) con la intención de crear bebés inmunes al virus.

Luego implantaron embriones manipulados genéticamente en el cuerpo de las voluntarias y fecundaron a dos de ellas, que luego dieron a luz tres bebés en total.

He, quien es investigador de la SUSTech (Southern University of Science and Technology of China) en Shenzhen, al dar a conocer el nacimiento de las gemelas en 2018 dijo que para este experimento utilizó la técnica de edición de genes conocida como CRISPR, que años atrás fue desarrollada por un grupo de científicos de varias partes del mundo encabezados por Shoukhrat Mitalipov, de la Universidad de Ciencia y Salud de Oregón.

Con la técnica CRISPR se cortan de forma selectiva secuencias de ADN del genoma de cualquier célula, posteriormente las células de manera natural se reparan y se unen a los extremos de la secuencia genética con lo que pueden quitarse variaciones genéticas indeseadas.

El equipo del científico chino utilizó así esta técnica para mutar un gen y hacer a las pequeñas resistentes al virus causante del sida.

 

Pasar a la historia

El tribunal que condenó al científico chino aseguró que las acciones que He llevó a cabo porque "buscaba fama y ganancia personal", pero que estos experimentos han "perturbado seriamente el orden médico".

Junto con He, Zhang Renli y Qin Jinzhou, quienes también participaron en los experimentos y son miembros de dos institutos médicos de la provincia de Guangdong, recibieron condenas de prisión de dos años y 18 meses, así como multas.

De acuerdo con el veredicto, los tres no estaban calificados para trabajar como médicos y violaron conscientemente las regulaciones y los principios éticos del país al practicar la edición genética en la medicina reproductiva asistida.

También lee: La manipulación genética es inmoral y riesgosa

El fallo y las investigaciones previas mostraron que el equipo de He falsificó un certificado de revisión ética y reclutó a ocho parejas voluntarias (en las que los hombres eran VIH positivos) con la intención de crear bebés inmunes al virus.

Una vez revelado el resultado del experimento genético por el cual nacieron tres bebés, en noviembre de 2018, la SUSTech afirmó que no había sido contratada la investigación, además emitió un comunicado en el que señaló que He no informó ni a la Universidad ni a su Departamento al que pertenece que es el de Biología, este trabajo por lo que la institución "desconocía este proyecto de investigación y su naturaleza".

Agregó que "el Comité Académico del departamento "cree que la conducta del doctor He Jiankui al usar CRISPR/Cas9 para editar embriones humanos ha violado gravemente la ética y los códigos de conducta académicos".

Con información de Xinhua y El País.

 

Te puede interesar: Crean “humanimales” en China

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.