Mal manejo de residuos, enemigo real del ambiente

¿Por qué odiamos y prohibimos el plástico?, cuando la pregunta adecuada es: ¿por qué el plástico y cualquier otro material terminan en zonas naturales de todo tipo?


La solución no es prohibir plásticos


De acuerdo con Alejandra Ramos Jaime, activista ambiental, embajadora de la Fundación para la Educación Económica y creadora del movimiento La solución soy yo, prohibir el uso de bolsas de plástico y otros objetos, no es la opción adecuada para solucionar de raíz los problemas ambientales en México, más bien, esas acciones sólo nos distraen de los verdaderos problemas.

Ramos Jaime indicó que la bolsa de plástico puede ser más ecológica que opciones como bolsas de papel o de tela. Para fabricar una bolsa de papel o tela se talan árboles, se consume energía y genera contaminación de otro tipo. “Prohibir bolsas de plástico es un ecocidio y nos distrae del verdadero problema: el mal manejo de los residuos en México”, comentó Alejandra Ramos.

El problema no es el plástico, sino su manejo

Alejandra Ramos cuestionó por qué odiamos y estamos en contra de ese material, cuando la pregunta adecuada es: por qué el plástico y cualquier otro material termina en zonas naturales de todo tipo. “Nos lavamos las manos de responsabilizarnos de nuestra obligación del manejo adecuado de residuos”, aseguró Ramos Jaime y recalcó que debemos considerar la producción responsable.

Cada que consumimos un producto adquirimos la propiedad y responsabilidad de desecharlo correctamente, eso nos indica que al terminar de usarlo o consumirlo debemos separarlo en el tipo de basura correspondiente y al entregarlo a los basureros no sólo entregamos al gobierno y sus trabajadores nuestros residuos, también la propiedad y responsabilidad de manejar esos residuos de la manera adecuada. “Ellos son responsables de que esos desechos se manejen de manera eficiente”, indicó.

Uno de los grandes problemas en el proceso del manejo eficiente de los residuos es la separación y clasificación de desechos, ya que aunque en Ciudad de México separar residuos es un requisito oficial, los basureros reciben los desechos separados; pero los revuelven al ponerlos en el contenedor, y igual manera, hay mucha gente que no separa su basura y, por órdenes oficiales, los basureros están obligados a recibir los desechos como la gente se los entregue, lo que hace imposible que exijan la necesaria separación de la basura.

“En Ciudad de México hay normas específicas que indican que la basura debe separarse, y gobierno y basureros deben respetar lo que ellos mismos imponen, de lo contrario surge una contradicción”, detalló la activista.

En México no hay manejo de residuos

Alejandra Ramos Jaime, creadora del movimiento La solución soy yo, aseguró que en México el principal problema con los residuos es que no se les da un manejo adecuado y detalló que 87% de los lugares en los que se depositan los residuos son tiraderos a cielo abierto, lo que quiere decir que no tienen las medidas ambientales ni higiénicas para recibir basura.

La mayoría de los tiraderos que hay en México son terrenos sin ninguna preparación en el suelo o medidas adecuadas, establecidas por el mismo gobierno, para recibir basura. Al no tener las medidas necesarias los tiraderos afectan al planeta, principalmente a los mantos acuíferos que se impregnan de líquidos o sustancias químicas que provienen de la basura en descomposición que se ubica en esos lugares.

Ramos Jaime explicó que muchos piensan que el invertir en procesos innovadores para el manejo de los residuos es cuestión de países de primer mundo; sin embargo, es todo lo contrario, pues tener basura cuesta más y no se nos retribuye nada, ni en dinero, ni en otras posibles fuentes de energía.

Ciudad de México genera diariamente 13 mil toneladas de basura y, según estudios y datos oficiales, cada tonelada de basura tiene un costo de manejo aproximado de 548 pesos, lo que al año se transforma en un gasto de 2 mil 500 millones de pesos. “Estamos manejando la basura como un gasto… actuamos como un país que pareciera tener recursos de más y que puede tirarlos, cuando no es así”, afirmó la embajadora de Fundación para la Educación Económica.

Además, Alejandra Ramos subrayó que podríamos tratar esos residuos para que nos retribuyeran algo, tanto de manera ambiental como económica. Puso el ejemplo de algunos países como Suiza donde la basura se incinera de manera innovadora para producir energía con el calor que se genera en el proceso. “En ciudades las calles se alumbran y hay energía que proviene de procesos innovadores del manejo de residuos”.

Alejandra Ramos Jaime invitó a la sociedad a informarse e identificar los verdaderos problemas que dañan el medio ambiente y no distraernos con otras situaciones. “Difundir información sustentada y verídica que impacte a la sociedad de forma positiva es la manera de lograr acciones de cambio y exigir a los gobiernos innovación en manejo de residuos”, comentó Ramos Jaime.

Puedes encontrar más información, infografías y videoconferencias en las redes sociales de Alejandra Ramos, Facebook, Twitter, Instagram y YouTube. En sus redes te mantendrás informado y podrás sumarte al movimiento que tiene como fin acabar con el problema de manejo de residuos que vive México y lograr una transición adecuada a la innovación.

 

Te puede interesar: Ganadería ecológica, contra la crueldad

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.