El estreñimiento es una enfermedad que afecta a 20 millones de mexicanos

El estreñimiento afecta principalmente la calidad de vida, pues hasta 80 por ciento de los pacientes ha referido que esta condición perjudica su estado de salud en general.



En México, aproximadamente 20 millones de personas padecen de estreñimiento, el cual es un problema muy común que afecta principalmente a adultos mayores y a mujeres. Este trastorno tiene un impacto negativo en la calidad de vida de las personas, alertaron especialistas.

En conferencia de prensa, Javier Murillo Nájera, inmunólogo clínico, dijo que las personas que se automedican por sufrir estreñimiento, tienen riesgo de acostumbrar al sistema digestivo a depender de factores externos para desempeñarse adecuadamente, lo que a la larga puede ocasionar enfermedades como diabetes, esclerosis múltiple, depresión, neoplasia, hipotiroidismo e incluso cáncer de colón.

El especialista explicó que el estreñimiento es una incapacidad para evacuar el contenido intestinal o la ausencia de deposiciones, por lo que se tiene que realizar un esfuerzo excesivo o experimentar la sensación de evacuación incompleta, lo que se asocia a distensión del abdomen, acumulación de gases e incluso a mal aliento y lengua blanquecina.

Indicó que el envejecimiento, el bajo consumo de líquidos, fibra y la baja actividad física que ahora se ha acentuado más por las medidas restrictivas que se deben seguir debido a la pandemia, son factores de riesgo para sufrir estreñimiento funcional.

Murillo Nájera dijo que sólo una minoría de personas con este problema busca ayuda médica, lo que provoca que haya un desconocimiento sobre el asunto, no sólo en torno a su solución, sino también respecto a sus consecuencias. “Como médicos debemos informar y educar a nuestros pacientes y sobre todo prevenir la automedicación, así como sus consecuencias”, subrayó.

Recomendó utilizar tratamientos farmacológicos como Modaton Neo (Docusato de Sodio) de los laboratorios Armstrong, un laxante emoliente que disminuye la tensión superficial entre el agua y lípidos, lo que hace que el bolo fecal se ablande y aumente su volumen para estimular el peristaltismo y desplazamiento de las heces blandas, facilitando la excreción.

Por su parte, Iris Portillo, nutrióloga clínica, señaló que dentro de las causas de estreñimiento también se encuentran la alimentación baja en fibras naturales como frutas y verduras, además de que generalmente se exacerba por el sedentarismo.

“La falta de actividad física y una dieta rica en productos ultraprocesados, como alto contenido en azúcares, grasas saturadas y harinas refinadas, tienen mayores factores de riesgo para sufrir de problemas intestinales”, mencionó la nutrióloga.

Los expertos destacaron que el estreñimiento afecta principalmente la calidad de vida, pues hasta 80 por ciento de los pacientes ha referido que esta condición perjudica su estado de salud en general.

Mientras que el 55 por ciento considera que daña su dieta, en el 41 por ciento interfiere con el apetito, el 35 por ciento reporta alteraciones del sueño y 32 por ciento ve estropeado su desempeño laboral.

Medidas higiénico-dietéticas

Las recomendaciones de los especialistas para tratar el estreñimiento funcional con mayor evidencia clínica son incluir verduras y frutas de preferencia crudas y de temporada en nuestra alimentación diaria, lo cual ayudará a tratar y prevenir los problemas de estreñimiento, ya que son ricas en fibra dietética, vitamina y minerales.

Incluir cereales como salvado de trigo, pasta, arroz, semillas de linaza, chia; consumir carnes magras, leche y quesos bajos en grasas, leguminosas, las cuales mejoran nuestra digestión. Disminuir el consumo de sal y azúcares, consumo de grasas saturadas y trans y bajar el consumo de alcohol y tabaco.

Tener una hidratación adecuada, realizar actividades físicas de manera frecuente, tres o cuatro veces a la semana, ya que el ejercicio físico es recomendado ampliamente, pues puede estimular el tránsito intestinal. Realizar rutina de defección de preferencia por las mañanas o después del consumo de alimentos, aprovechando el inicio de movimiento del sistema digestivo.

“Todas estas recomendaciones son importantes para el tratamiento y prevención de estreñimiento. Sin embargo, en caso necesario de utilizar laxantes que estos sean recomendados por un médico. Y continuar con las medidas recomendadas anteriormente de preferencia de por vida, para tener mejores resultados y disminuir el estreñimiento”, concluyeron los especialistas

 

Te puede interesar: México debe invertir en la industria farmacéutica: UAM 

@yoinfluyo 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.