Salario solidario, imprescindible en la crisis

La Coparmex hizo llegar esta mañana una carta a AMLO para pedirle que se sume a un Acuerdo Nacional y privilegie la implementación del Salario Solidario.


Plan de Coparmex


En medio de la crisis económica causada por el COVID-19, la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex) ha creado un plan para que empresas y trabajadores libren la difícil situación, insistiendo al gobierno de México apoyar los Salarios Solidarios y cooperar en un Acuerdo Nacional.

La pandemia de COVID-19 que vive el mundo ha afectado a millones de personas en todo el planeta, pues no sólo ha amenazado la salud de los seres humanos, también su estabilidad económica. La cancelación de eventos, la reducción de turismo y el confinamiento han ocasionado que sea imposible el funcionamiento de miles de empresas y con ello han traído despidos masivos o el quiebre definitivo, dejando sin ingresos a miles de familias.

Ante la difícil situacion económica que vive México, Coparmex ha establecido un plan que pretende evitar que la situación para las empresas empeore y al mismo tiempo lograr que miles de familias mexicanas sigan percibiendo ingresos, para no quedar desprotegidas ante la situación.

“La crisis evconómica derivada del COVID-19 esta afectoando a todas las fuentes de trabajo, especialmente a las que, por disposición de las autoridades no pueden operar”, indicó la Coparmex en su comunicado lanzado en redes sociales e hizo un llamado a los trabajadores, para fortalecer a las empresas juntos.

Salario Solidario, por los trabajadores del país

Por medio de una conferencia de prensa en línea, Gustavo de Hoyos Walther, presidente nacional de Coparmex, acompañado de diversas integrantes del organismo empresarial como José Medina Mora, secretario general; Guadalupe de la Vega, vicepresidenta nacional; Lydia Nava Vázquez, presidenta de la federación Bajío, y Jesús Padilla, presidente de la federación Centro, recalcó la importancia de implementar los salarios solidarios.

La propuesta de salarios solidarios consiste en que durante el periodo de emergencia, el presidente de México autorice recursos extraordinarios financiados de los impuestos que los ciudadanos pagan, para que una parte de los salarios se cubra por parte de la federación, haciendo mucho más accesible para muchas empresas seguir operando y pagando a sus empleados, sin tener que recurrir a recortes o cierres definitivos.

Coparmex recalcó que esa práctica ya se está aplicando por varios gobiernos del mundo y esa acción puede marcar la diferencia y lograr que diversas fuentes de empleos se conserven. “Hoy tenemos el mayor reto de nuestra larga historia común: evitar que se pierdan millones de trabajos y se disminuyan masicamente los salarios”, subrayó.

 

Acuerdo Nacional, para reactivar la economía

A través de un desplegado, el sindicato patronal reconoció las aportaciones de los trabajadores mexicanos a la economía nacional, al tiempo que les propuso trabajar de manera unida para enfrentar los retos que atraviesa el país debido a la pandemia.

Destacó que “las empresas lejos de ser villanas” como algunos gobernantes insisten en señalar, son proyectos de personas que comprometidas con sus trabajadores y ante el cierre de los centros laborales, derivado de las acciones de prevención de adquirir el COVID-19, “están batallando para pagar puntualmente los salarios, impuestos y gastos operativos”.

Los empresarios de manera reiterada solicitaron al sector laboral que pida al gobierno federal sumarse al Acuerdo Nacional, toda vez que es necesario para para proteger la economía impulsando el empleo y las fuentes de trabajo como ya hacen gobiernos de distintas ideologías, en otros países de América Latina, Asia y Europa. La Coparmex hizo llegar esta mañana una carta a AMLO para pedirle que se sume a un Acuerdo Nacional y privilegie la implementación del Salario Solidario.

Por otra parte, también pidieron a los trabajadores que exijan a las autoridades el diseño de un plan de reactivación económica para que de manera inmediata se implementen protocolos de que aseguren en todo momento la salud de los empleados, ya que hay actividades en las cadenas productivas que pudieran no ser esenciales, pero que se pueden realizar sin peligro si se toman las adecuadas, aunque señaló que no se está pidiendo de manera generalizada ni de forma inmediata para todos los sectores.

Gustavo de Hoyos Walther resaltó que es necesario que para superar la difícil situación, las autoridades están obligadas a llevar a acabo medidas inteligente y no draconianas, y aclaró que en ningún momento el sector patronal ha solicitado que se retiren los programas sociales, los cuales reconoció que son indispensables para el sustento de muchas familias, y subrayó que de lo que se trata des de salvar 20 millones de trabajaos formales es de donde sale el dinero para dotar de recursos a los programas del gobierno.

El presidente de Coparmex se dijo confiado de que el gobierno federal se sumará a esta iniciativa, estamos esperando de buena fe que acceda. Insistiremos y tendremos paciencia infinita para que se adhiera, señaló.

Subrayó que las propuestas que el sindicato patronal promoverá serán con base en al Estado de derecho, “jamás recomendaremos que ninguna empresa actúe contrariamente a lo que marca la ley”, y cuando se considere que se trasgrede la misma optaremos por recurrir a los medios de impugnación previstos por la normatividad, pero todo en el marco de la ley, insistió.

Te puede interesar: CCE busca blindar a las mipymes

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.