Rechaza la Coparmex el control de precios por parte del gobierno

En la medida que haya diálogo entre las autoridades y la iniciativa privada pueden alcanzarse acuerdos y encontrarse fórmulas que ayuden a mitigar los efectos de la inflación, pero esto no sucederá a través del control de precios por parte del gobierno, advirtió la Coparmex.



El presidente de la Confederación Patronal de la República Mexicana (Coparmex), José Medina Mora Icaza, se manifestó en contra del control de precios por parte del gobierno al afirmar que con esta práctica se distorsionan los mercados y quien finalmente paga las consecuencias es el consumidor.

El jefe del Ejecutivo ha dicho que prepara un plan para contener la inflación que consistiría en el control de precios, en este sentido en declaraciones a la agencia Bloomberg, el vocero de la presidencia, Jesús Ramírez Cuevas, aseguró que la medida prevé contemplar 25 productos de la canasta básica.

Frente a ello, el dirigente de la Coparmex subrayó que el sector privado está dispuesto a llegar a acuerdos para que las empresas sacrifiquen el margen de sus utilidades y no subir mucho los precios para de esta manera ayudar a la población que lo requiera; sin embargo, destacó que es imprescindible tener un canal de diálogo abierto entre las autoridades y los empresarios e insistió en que no es a través del control de precios por parte del gobierno como se lograrán beneficios a la población.

En la medida que haya diálogo se puede llegar a acuerdos, a que las empresas puedan, cada una de acuerdo a sus posibilidades y en los productos que afectan la canasta básica, disminuir sus utilidades para que no suban tanto los precios”, subrayó José Medina Mora.

Como uno de los más claros ejemplos de lo que afecta el control de precios por parte del gobierno, mencionó el caso del Gas LP al cual al imponérsele un precio límite ocasionó cambios en el mercado con el cual una población que no necesita el subsidio lo recibe.

Además, el hecho de que hay un precio tope que está por abajo del costo, provoca que las empresas distribuidoras de Gas LP mientras más venden más pierden, esto es algo que pueden aguantar cierto tiempo pero empieza a ver escases y esto genera el mercado negro y la población que debiera estar recibiendo el subsidio finalmente tiene que comprar con sobrecostos a veces entre 20 y 30 por ciento más elevados, señaló.

Medina Mora Icaza indicó que en torno al Gas LP el sector empresarial propugnó porque se permitiera el libre mercado, de tal manera que las empresas obtuvieran una utilidad y así pudieran aportar parte de las mismas a fin de dar subsidio a la población que realmente lo necesita.

Consideró que así como se hizo esa propuesta concreta en el mercado del Gas LP, se puede dialogar y llegar a acuerdos en productos de la canasta básica para que se ayude y a que no afecte tanto la inflación.

Reconoció que el principal componente que genera la inflación es de origen internacional lo que se generó por la ruptura de las cadenas de suministro de materias primas derivada de la pandemia, y más recientemente por la invasión de Rusia a Ucrania. Asimismo, previó que el presente año la inflación seguirá alta y el pronóstico es que bajará en 2023.


Te puede interesar: Alta inflación es un riesgo de disturbios sociales en América Latina: FMI 

@yoinfluyo 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.