¡Gana tu guerra interna!

Rebeca Reynaud .

Imprimir

Para ganar la guerra hay que conocer al menos tres cosas:

a) Que estamos en guerra;
b) Quién es el enemigo;
c) Las armas y estrategias a seguir.

No podemos ganar la guerra si estamos ajenos a ella, en pleno campo de batalla, peleando guerras civiles contra nuestros aliados, o usando las armas incorrectas. Si les sorprende ver que la civilización entera está en crisis, les doy la bienvenida de su viaje a la luna.

C.S. Lewis tiene un libro titulado "Cartas del diablo a su sobrino". El diablo protagonista se llama Escrutopo y su sobrino es Orugario. Puede ser difícil seguir la línea de reflexión de Escrutopo, porque para ustedes todo estará de cabeza, por ejemplo, para referirse a Dios dirá "el Enemigo".

Escrutopo sabe que su negocio es entrenar a los demonios para ganar las batallas culturales; es decir, para que ustedes las pierdan. Aconseja a Orugario: "Especialmente hay que aprender cómo se ataca a la Iglesia Católica, que es el último bastión de la civilización occidental".

Escrutopo le dice a su sobrino:
-Mi dulce y feo demonio, compartiré contigo hoy mi sabiduría suprema demoníaca, te daré siete ideas básicas que debes sembrar en la mente de los católicos y en sus Obispos. Recuerda que Judas Obispo, uno de los primeros Obispos en recibir una recompensa del gobierno 30 piezas de plata.

Hay siete caminos para ir de lo real a lo irreal, de lo verdadero a lo falso, del ser al no ser, del cielo al infierno. Nuestro enemigo es el Ser, lo que Dios es: perfecto, infinito, ilimitado, el Ser por excelencia. Los viajes por estos siete caminos son irreales. Por supuesto, no debes revelar este secreto sin llevarles a cometer suicidio espiritual. Pueden seguir perdiendo la guerra cultural. Pon atención al Mastter plan:

1. Politízalo todo, también la fe. Hemos de persuadir a la gente de que vea a la religión como una especie de política, y a la política como un sucedáneo de la religión; es una forma de idolatría y sabe que todas las formas de idolatría son gratificantes. Logra que adoren lo que sea, menos al Enemigo.

Los humanos necesitan lo absoluto, pues bien, logra que absoluticen algo natural o político y que relativicen la religión y todo lo sobrenatural. Luego, que vean a las personas lejanas como cercanas, y a las cercanas como lejanas. Que les importen los que están en el otro hemisferio de la tierra, pero no los que están a su lado.

2. Haz que piensen que todo va bien, que no hay que cambiar: Que haya un "happy talk". Hay que lograr que se desconozca la raíz de los males y todos digan: "Todo va bien, no hay problemas; no existen crisis. ¡Paz, paz!", como decían los falsos profetas del Antiguo Testamento.

Que no vean los hechos que empiezan a desunir a las familias para que no les pongan remedio. El desinterés, el egoísmo, el uso excesivo de la TV o el internet. Que ignoren la Biblia. Eso nos dará la oportunidad de sorprenderlos. ¡Se sorprenderán cuando nos vean!

3. Lo organizacional. Hemos de tratar de que la gente tenga "diarrea" de organizar, que vea a la Iglesia como una organización que busca el éxito, no como un organismo; que vean el activismo como la esencia de la caridad: Hacer, hacer, y pensar poco.

La música debe ser siempre sonora, estridente, mejor si tiene tamborazos o si es rock pesado, ya que lo peligroso es que sean contemplativos, que tengan ratos de silencio y meditación. Trata de revertir la máxima de madre Teresa: Dios no te puso en el mundo para ser exitoso sino para ser devoto, piadoso. Deben de ver la Iglesia como negocio sin preguntarse por los objetivos de ese negocio.

Si han de rezar haz que hablen todo el tiempo pero que no escuchen. Es peligroso que dejes que hagan oración, que tenga presencia de Dios y lo adoren. Eso fue lo que hizo la Virgen con su fiat y fue desastroso.

4. Hazles alabar lo nuevo, la moda. La moda -fashionconsiste en sustituir lo nuevo por lo verdadero, que padezcan hambre de novedades. Lo nuevo es el periódico. Deben amar lo tenebroso, que se sientan a gusto con ese ambiente.

Persuádeles a ignorar las armas que van en nuestra contra desde hace veinte siglos, diciendo que son "preconciliares" (anteriores al Vaticano II): las devociones a la Virgen, como el Rosario, la misa, la adoración nocturna, el ayuno, encender velas, el pecado, la confesión…

A lo tradicional hay que llamarlo preconciliar. En realidad el Concilio Vaticano II dice lo de siempre pero como ellos no lo leen directamente, sino a través de los que hablan del "espíritu del concilio", que es lo contrario a lo que dijo el Concilio, pero eso no te preocupe. Jesucristo es preconciliar, y lo mismo el universo entero.

5. Hazles creer que el igualitarismo es la máxima sabiduría. Hay que reducir la justicia a igualdad. Persuádelos de que hombre y mujer son iguales, que no viva la diferencia, como dicen los franceses (¡viva la diferencia!). Hemos hecho que el sexo sea emocionante y aburrido. Las feministas odian la feminidad. Persuádeles de que las devociones son para la gente anciana.

Convence a los varones de que lo realmente importante son los reportes de sus negocios, el poder, el dinero, la técnica, los chips… Que no sepan que la mujer es la persona más poderosa del mundo ya que tiene un alma moral.

 Que vean a la mujer como un juguete sexual, como un ser inferior o como otra versión del hombre, como la ven las feministas. Que no oigan a su esposa cuando les habla de ley natural o de compromiso. Remplaza a la Virgen María; no reveles que es el arma principal de Dios Padre, que es la nueva Eva. ¡Que no descubran la potencia de la Virgen!

6. Que sean consumistas, adictos a las compras, incompatibles con el sacrificio, incapaces de perdonar; que olviden el coraje, la valentía y el propio control; que llamen fanatismo a la fidelidad. Dales a Cristo sin la Cruz. Los musulmanes aceptan la cruz sin Cristo, por eso están ganando.

Cristo con la Cruz conquistaría el mundo, por eso nunca lo conquistarán. Quien tiene a Cristo sin Cruz tiene una religión a su modo. Que le tengan más miedo a los musulmanes que a una sociedad secularizada. Las armas más poderosas con que cuentan son las mujeres y los niños, hay que dejar que los produzcan los musulmanes. Persuádeles que la fidelidad es fanatismo.

7. Asegúrate de que les guste la espiritualidad y el  gnosticismo; que sustituya la espiritualidad por la santidad; la autoestima, por el arrepentimiento; la tolerancia, por el amor; la filantropía, por la caridad; el temor de ofender a Dios, por el temor de ofender al hombre. Convénceles de que los santos son contraculturales, así se volverán inocuos y no peligrosos.

Que el único pecado sea hacer enojar a alguien. Hazles saber que Jesucristo dijo que el mundo los amaría como lo amó a Él (que hasta lo mataron). Esta persuasión debe ser inconsciente por supuesto. Así les haremos creer que la verdad es que no hay verdad, que no hay absolutos, todo es relativo.

Ahora se plantean siete consejos de cómo ganar la guerra cultural desde el punto de vista del cristianismo:

Saber que estamos en Guerra en todo tiempo, pero especialmente en nuestra época, es el primer prerrequisito para ganar.

1. La Iglesia no es una institución política porque no se basa en la fuerza. Si estás en la batalla de Cristo usa las armas de Cristo. La Trinidad no es un sistema político, es una familia. No te dejes politizar, hay que "dar al César lo que es del César".

Una madre a quien se le quería hacer abortar, le dijeron que había que dar a César lo que era de César. Ella Dijo: el cuerpo de mi hijo no pertenece a César. Su bella alma con su bella imagen pertenece a Dios. ¿Qué le corresponde al César? Al César se le dan monedas sucias con caras enojadas. La moneda está acuñada con su imagen, en señal de propiedad. "Dar a Dios lo que es de Dios" es entregarle el corazón con libertad.

No te dejes llevar por el pragmatismo ni persuadas con diplomacia, Cristo te pide unirte a su Reino. Las armas de Cristo son dos: la verdad y el amor. Sólo Dios en Dios.

2. Cállate y lucha; con palabras, con gozo y justicia porque la batalla es absolutamente justa, es la batalla más bella y gloriosa. Relee a San Pablo y a Tolkien: allí hay verdades vividas. Detén las conversaciones frívolas o falsamente optimistas. Lucha con alegría pero sabiendo que estás en plena batalla; pero levanta la cabeza porque es una guerra gloriosa.

El enemigo no son los musulmanes, los liberales o los conservadores, las feministas, los ateos, los terroristas, los narcotraficantes  o la enfermedad. ¿Quiénes son entonces? Los santos lo han sabido: los ángeles caídos, los malos espíritus. Ellos usan la carne y el mundo para conducirnos al pecado.

3. No seas una persona "organizacional", sólo de organizaciones y "plannings". Si eres católico eres parte de un organismo, no de una organización. Sé Martha y María. No seas Martha cuando reces, sé contemplativo, sé realista. Si eres fiel serás probado, zarandeado, hecho añicos. El mundo real es en el que Dios está presente.

4. De la moda toma lo que acomoda. Olvida lo novedoso. Sólo hay un absoluto en la historia, una realidad sobrenatural, presente en la Eucaristía. No leas "The Times", lee la eternidad. Hay una realidad sobrenatural en este mundo natural. Sacrifica 10 de tus 15 minutos de lectura del periódico para leer otra cosa. Dale tus cinco panes y dos peces y Él los multiplicará milagrosamente.

5. Conquista la revolución sexual y cámbiala por la revolución igualitaria. Sugiero una aproximación. El origen del relativismo moral  -que justifica la revolución sexual- no es intelectual, es moral. Tenemos miedo a los absolutos morales. Nadie defiende la guerra nuclear, pero el placer sexual sí se justifica. Hay un plan en la revolución sexual.

Hay dos ejemplos de asesinatos que se cometen en nombre de la sexualidad: Uno es el divorcio, que es una forma de suicidio porque separa la carne que es una. La única institución que dice que "no" al divorcio es la Iglesia Católica, porque te hace mentiroso y traidor; hiere a los hijos, destruye la nueva carne única personal y hiere a la sociedad entera.

El otro asesinato de una persona inocente que es tolerado en nombre de la sexualidad es el aborto. ¿Por qué? Porque es parte de la revolución sexual. ¿Por qué lo quieren? Porque falló el control natal. ¿Qué es el control natal? La demanda de tener sexo sin tener bebés. Cada tema en el que se disiente con la Iglesia tiene que ver son la sexualidad: fornicación, sodomía, aborto, divorcio, feminismo, segundas nupcias, contracepción, feminismo.

Ninguna sociedad relativista ha sobrevivido.

El reto que se tiene con los terroristas actuales es que quieren imponer la dictadura del relativismo. La respuesta a la revolución sexual la ha dado Dios a través de la Teología del cuerpo, de Juan Pablo II. Es encuadrar el sexo en su contexto adecuado. Es como leer, en el siglo XIII, a Santo Tomás de Aquino.

G.K. Chesterton escribió hace 75 años: "La próxima gran herejía será simplemente un ataque a la moral, especialmente a la moral sexual. Y la locura del mañana vendrá, no de Moscú, sino de Manhattan"

7. Hay un arma para luchar quizás no la imaginas: llegar a ser santo. No seas yupi, sé santo. Puedes imaginar lo que nadie imaginó: Doce jóvenes conquistaron el Imperio Romano hace 21 siglos. Quizás te sea difícil de imaginar, pero puedes ser santo. El martirio es requerido, quizás el martirio de morir, no de un tirón, sino el de cada día. Pregúntate: "¿Cómo amo?".

No eres parte del reino de este mundo, eres parte del Reino de Dios. Conoces los movimientos de tu Señor, síguelos. Pon los ojos lejos de ti y de tus problemas, pon los ojos en Cristo. Haz lo que Él hizo: amar, darse, sacrificarse; es el secreto de la felicidad. Experiméntalo, te gustará.

El egoísmo parece ser el camino de la felicidad, pero es siempre el camino infalible a la miseria. Ensaya la emoción de dar, claro que hay que dar con alegría, porque la virtud sólo es virtud cuando es alegre. La religión que tenga más santos será la que gane al mundo. Siempre ha pasado. Así es como hemos ganado en el pasado y como ganaremos de nuevo.

El camino para ser santo es fácil de entender y difícil de llevar a cabo. Es simplemente darle absolutamente todo. Empieza con la mente pues todo lo que somos está hecho de pensamientos.

Recuerda aquello:
Vigila tus pensamientos, se convierten en palabras.
Vigila tus palabras, se convierten en acciones.
Vigila tus acciones, se convierten en hábitos.
Vigila tus hábitos, se convierten en carácter.
Vigila tu carácter, se convierte en tu destino.

Cada pecado es una gota de sangre quitada al Cuerpo místico de Cristo. Cada acto de amor es como darle un vaso de agua fresca a cada persona de ese Cuerpo místico. La salvación de todo depende de la santidad de cada uno. Sé realista, sé santo. Es el único modo de ganar el mundo. Da, ama, sacrifícate. Si no puedes dar con alegría, no des.

Winston Churchill dijo, en el inicio de un corto y memorable discurso en su alma mater, durante la 2a Guerra Mundial: "Nunca, nunca, nunca, nunca, nunca, nunca, nunca, nunca, nunca, nunca, nunca, renunciaremos (o nos abandonaremos)". Eso es todo.

Lo mismo nosotros, ganaremos la Guerra porque, no importa cuantas veces hayamos caído, no importa las veces que hayamos fallado en el amor o en el intento de ser santos, nunca, nunca, nunca, nos daremos por vencidos.

Muchas de las ideas están tomadas del libro y de la conferencia de Peter Kreeft titulada "How toWin the Culture War".

@yoinfluyo

comentarios@yoinfluyo.com


( 6 Votes )
 
comments
  • 1
  • 2
  • 3
Juan Pablo II: tres eventos relevantes En un pontificado tan largo como el de Juan Pablo II (1978 a 2005) y con una personalidad tan... leer más... Especiales
En un mes, OCDE modifica panorama de la pobreza en México El diagnóstico sobre la pobreza en México de la OCDE cambió sustancialmente, pues luego de un... leer más... ROOT
EDITORIAL - ¿Padres laicos? La imposición de una agenda ya superada y anacrónica, siempre será una injusticia de... leer más... Editorial
Una mirada a la Teología del Cuerpo de Juan Pablo II Una mirada a la Teología del Cuerpo de Juan Pablo II leer más... Especiales
ONU saluda apoyo de Perú a proyecto ley unión gay La ONU saludó el apoyo del Ministerio de Justicia y la Defensoría del Pueblo a un proyecto... leer más... Internacional
Operación pionera salva a mujer embarazada Es la primera vez que se practica a una mujer embarazada con cardiopatía una operación... leer más... Familia
¿Conviene a capitalinos que el DF se convierta en un estado? No sabemos si los que vivimos en la Capital, tendríamos algún beneficio si el Distrito Federal... leer más... Nacional
El aborto y la sociología En una entrevista al Dr. Alejandro Navas, catedrático de la Universidad Navarra, explica la... leer más... Familia
Campamentos de desplazados crecen en Haití Muchos de los campamentos para haitianos desplazados por el terremoto de 2010 están creciendo... leer más... Internacional
Marie Collins, ejemplo del perdón El Papa Francisco nombro a Marie Collins, una víctima de los abusos sexuales como integrante... leer más... Internacional
Urge Coparmex-DF blindar a la Ciudad del “efecto cucaracha” Coparmex Ciudad de México reflexiona sobre el clima de inseguridad y de las posibles... leer más... Nacional
Creador de técnica in vitro: amenaza clonación a raza humana Jacques Testart padre científico del primer niño probeta, denuncia un uso equivocado de la... leer más... Familia
Cristianos y musulmanes deben estar unidos contra extremismo Obispos de la Asamblea de los Ordinarios Católicos de Tierra Santa, han realizado un documento... leer más... Internacional
EDITORIAL – “Te doy gracias, mujer trabajadora” En México, 15.54 por ciento de los hogares son encabezados por mujeres. Debido a una cultura... leer más... Editorial
Venezuela y los organismos multilaterales americanos La crisis venezolana ha sido objeto de un tratamiento desigual en los más importantes foros de... leer más... Internacional
La paz es posible sólo con Dios, recuerda al mundo Juan XXIII “Pacem in terris” es un documento de gran trascendencia y con vigencia actual.... leer más... Especiales
INE: todo terminó en un “reparto de cuotas” La nueva conformación del INE se vio sujeta por el reparto de cuotas partidistas y los 11... leer más... Nacional
¿Crees que las drogas te ayudan? Una hiena y un emú, en la nueva campaña de publicidad donde el objetivo de la campaña es... leer más... Familia
The Website Grade for yoinfluyo.com! Website Monitoring - InternetSupervision.com