Sección - Yo Influyo News - Tu voz

Nadie ha querido entender que si en México hay fortaleza municipal y fortaleza estatal, habrá fortaleza nacional.
La ortodoxia woke, que victimiza a las personas de color, a los transgéneros y a las mujeres es puesta en duda por la realidad.
La educación es pública y gratuita con gran participación de los padres de familia.
México es una Nación que debe estar en otra situación y los mexicanos debemos luchar por cada día ser mejores, más solidarios y más subsidiarios.
La fuerza interior del ser humano provoca la irritación e impotencia ante la sinrazón y nos vuelve más fogosos e imaginativos.
El presidente López Obrador no buscó la unidad, buscó dividir para engrandecer su figura y alimentar su ego enfermo.
No olvidemos nunca que España influyó de forma notable, en la cultura y desarrollo de varios continentes.
Ya no más muertes, ya no más personas que quedan incapacitadas por enfermedades mal atendidas, ya no más politiquería de primero los pobres y salud gratuita.
Posiblemente a López Obrador la pandemia le cayó como anillo al dedo, pero a nosotros nos cayó una loza muy pesada.
Aunque la guerra sin razón del presidente contra el INE sigue a todo lo que da, el INE continúa haciendo su trabajo en el tema de la revocación de mandato.
El Partido Acción Nacional ya no existe. Se quedaron las siglas y el registro ante el IFE, es decir, sólo la marca sobrevivió.
México, las entidades federativas y los municipios no tienen más dueños que los ciudadanos, no son propiedad del gobernante en turno.
López Obrador y muchos de los gobernantes de Morena censuran a los que los critica, los agreden, los ofenden, pero ellos sí pueden hacerlo libre e impunemente.