El Congreso, rehén de Morena

AMLO regaña a legisladores de Morena por las disputas internas y les recuerda la importancia que tiene el poder de los grupos parlamentarios para su proyecto político.


Rehén de Morena


Aferrarse a la presidencia de la Mesa Directiva en la Cámara de Diputados y mantener al frente del órgano rector del Senado al grupo que respalda López Obrador no tiene moneda de cambio para Morena, toda vez que desde esas posiciones puede, con mayor facilidad, impulsar y dirigir las leyes que favorezcan los planes del Ejecutivo.

Así lo confirmó el mismo AMLO durante el mensaje que dio a los legisladores reunidos en la reunión plenaria de Morena. De acuerdo con el diario Reforma, el presidente dijo que "sin hacer una nueva Constitución como se llevó a cabo después de las tres transformaciones que ha habido en la historia del País, lo que se ha hecho en materia de reformas a la Constitución y a las leyes es el equivalente a una nueva Constitución, en los hechos. Hemos avanzado bastante apenas en nueve meses de gobierno, ya se están sentando las bases para la construcción de un País distinto, de una nueva República".

Es por ello que lo que debía ser un terso pase de estafeta en la presidencia de la Mesa Directiva en las dos Cámaras, en cumplimiento de la ley y los acuerdos pactados al inicio de la legislatura por los partidos políticos representados en ambos órganos legislativos, se ha convertido en la manzana de la discordia no sólo entre los grupos parlamentarios, sino inclusive al interior de Morena.

En la Cámara de Diputados, los partidos de izquierda perfilan a Porfirio Muñoz Ledo para que continúe presidiendo los trabajos legislativos, en tanto que en el Senado Martí Batres pretendía reelegirse, pero no tuvo el respaldo del presidente de su bancada, Ricardo Monreal, por lo que se inconformó y con aspavientos evidenció resquebrajos en el interior de Morena.

Ante la ríspida confrontación en el instituto político que creó y lo llevó a ganar la presidencia, López Obrador aseguro que si Morena “se echara a perder”, renunciaría a este partido.

Ayer, a puerta cerrada y reunido en la plenaria de los legisladores morenistas, AMLO dio un manotazo en la mesa para poner orden y evitar así que las disputas de poder internas frenen sus planes.

Tajante, sentenció a los integrantes de su partido que “Morena es algo extraordinario, es una bendición, es algo único; entonces, entre todos hay que ayudar para que se mantengan los principios, ideales. ¡Que se vayan al carajo los ambiciosos vulgares!”.

El laberinto del poder

Por la tarde del jueves, a tan sólo tres días de arrancar el primer periodo de sesiones del segundo año de la actual legislatura, la Comisión Nacional de Honestidad y Justicia (CNHJ) de Morena, ordenó que se repusiera la elección interna de dicho instituto político para la Mesa Política del Senado, respaldando así la queja interpuesta por Martí Batres quien calificó esta decisión como una “victoria moral, jurídica y política” para él a pesar de que ya no se postularía nuevamente.

Ricardo Monreal calificó la resolución de la CNHJ de su partido como desmedida, arbitraria, además de violatoria a su derecho de audiencia, ya que dio una resolución antes del 2 de septiembre y por ordenarle reponer el procedimiento de elección.

El coordinador de la bancada morenista presentó una carta firmada por 44 senadores de su partido para ratificar a Mónica Fernández como presidenta de la Mesa Directiva del Senado, y respondió de esta manera a la CNHJ "hagan de cuenta que se repuso el procedimiento".

Esta mañana en su cuenta de twitter Monreal anunció que “el acto constitutivo formal de la nueva Mesa Directiva del @senadomexicano será el sábado 31, a las 13:00 h. El Pleno es el que decide: nuestro grupo postulará a @monicaferbal. Las opiniones de la @CNHJ_Morena no son vinculantes. ¿Alguna otra queja se habría resuelto en 4 días?”.

De esta manera, sólo falta que se formalice por votación de los senadores, el nombramiento de Mónica Fernández como presidenta de la Mesa Directiva de la Cámara Alta.

En tanto, en la Cámara de Diputados nada está todavía definido. De acuerdo con lo estipulado en la por Ley Orgánica del Congreso General y los acuerdos pactados hace un año por los coordinadores de los partidos políticos representados en dicho órgano legislativo, este año correspondería al PAN la presidencia de la Mesa Directiva, sin embargo los partidos de izquierda han externado el interés de que Porfirio Muñoz Ledo continúe en ese cargo.

 

Te puede interesar: Recriminan a Morena el “agandalle” en el Congreso

@yoinfluyo 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.