Trámites engorrosos del SAT ponen en vulnerabilidad a pequeños comerciantes

La ‘fila virtual’ del SAT establecida en diciembre pasado llega a tardar más de tres meses en atender una solicitud, lo cual sigue promoviendo el mercado negro de citas por el que se llega a pagar hasta cinco mil pesos.



La propuesta del presidente Andrés Manuel López Obrador de que el Sistema de Administración Tributaria (SAT) de eliminar el trámite que obliga a los trabajadores a entregar su constancia actualizada de situación fiscal a las empresas donde trabajan, es respaldada por el pequeño comercio organizado del país que solicita que también para ellos se suprima la obligatoriedad de entregar a los proveedores la constancia de situación fiscal para poder tramitar sus facturas, como lo establece la implementación del sistema 4.0, el cual ya se está realizando, pese a la prórroga de seis meses publicada por la autoridad fiscal.

Los comerciantes, empresarios y prestadores de servicios agremiados en el Movimiento Nacional del Contribuyente Social 17 de Marzo (Monacoso AC), organización que agrupa a locatarios de mercados públicos y que es presidida por Alberto Vargas Lucio, veterinarios de Comercio Responsable AC, que representa el MVZ Miguel de la Torre, así como el Consejo para el Desarrollo del Pequeño Comercio y la Empresa Familiar (ConComercioPequeño), presidido por Gerardo Cleto López Becerra, han tenido reuniones con funcionarios de alto nivel del SAT -en ausencia de Raquel Buenrostro, titular de la dependencia-, en las que han hecho observaciones además de solicitar diversas modificaciones a la reglamentación para impedir que los pequeños comerciantes caigan en rezagos fiscales.

Entre los puntos tratados en las reuniones, los dirigentes de los sectores comerciales solicitaron a los funcionarios públicos:

• Trabajar con el equipo técnico para que la plataforma del SAT no se caiga o se pasme.
• Permitir que diversos trámites se puedan realizar desde la plataforma, para que las citas no sigan saturadas.
• Agilizar y simplificar el sistema de citas.
• Atender inconsistencias del Régimen Simplificado de Confianza (Resico).
• Derogar el trámite de entrega de situación fiscal de trabajadores, así como de comerciantes y clientes en general para emitir facturas.

Alberto Vargas, de Monacoso AC, coincidió con los representantes del comercio en que hoy en día prevalece un sistema de citas complicado y lento. La ‘fila virtual’ establecida en diciembre pasado llega a tardar más de tres meses en atender una solicitud, lo cual sigue promoviendo el mercado negro de citas por el que se llega a pagar hasta cinco mil pesos.

Gerardo López, de ConComercioPequño, insistió en que la derogación de la obligatoriedad para que los trabajadores entreguen su constancia de situación fiscal será un gran paso para descongestionar el sistema de citas del SAT, pero lo mismo se tiene que hacer con el sector comercial y el público en general para evitar un trámite engorroso para la generación de facturas. De no hacerlo, el SAT pondrá al pequeño comercio en una situación de vulnerabilidad porque los consumidores seguirán migrando a las tiendas de autoservicio que si tienen sistemas automatizados y pueden simplificar este trámite.

A las reuniones también asistieron, Vicente Ruiz Vázquez, Presidente la de Coordinadora de Mercados del Valle de México; Adalberto Gallegos Vivanco, Presidente del Frente Independiente de Locatarios de Mercados y Comerciantes (FILMEC); Víctor Ríos Cruz, Vicepresidente de la Coordinadora Democrática de Mercados Públicos AC.; y Alfonso Avalos, Presidente de la Confederación de Contribuyentes de México (CMAC), entre otros.


Te puede interesar: Pymes y mipymes son motor y columna vertebral de la sociedad 

@yoinfluyo 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.