Designan a Luis Enrique Orozco gobernador interino de NL

Nuevo León tiene un nuevo gobernador, Luis Enrique Orozco Suárez, quien sucederá interinamente a Samuel García Sepúlveda, mandatario estatal electo quien decidió pedir licencia temporal, por seis meses, para contender como candidato a la presidencia de la República.

El miércoles en una accidentada sesión del Pleno del Congreso local, Orozco Suárez fue electo por los diputados presentes en la sesión Plenaria con 25 votos de los diputados del PRI y el PAN que superaron a los nueve que lograron sumar MC, Morena y el PVEM.

Previamente, la Comisión de Gobernación y Organización Interna de los Poderes analizó la propuesta de varios perfiles entre los que propusieron al vicefiscal del Ministerio Público de la Fiscalía General de Justicia a Luis Enrique Orozco Suárez.

Mientras hacía uso de la Tribuna el diputado Eduardo Leal, fue interrumpido por manifestantes presuntamente de Movimiento Ciudadano quienes entraron a la fuerza al recinto y arrebataron el micrófono al legislador al tiempo que intentaron ocupar la mesa directiva, lo que impidieron los elementos de seguridad.

El presidente de la mesa directiva, Mauro Guerra Villarreal, llamó al orden y pidió reiteradamente que desalojaran el salón de sesiones, pero los manifestantes hicieron caso omiso y continuaron con la gresca tratando de romper el cerco e impedir que la sesión continuara.

A las afueras del Congreso el hasta entonces, vicefiscal del Ministerio Público de la Fiscalía General de Justicia del Estado, era esperado por los rijosos que pretendieron cerrarle el paso pretendiendo impedir que tomara protesta como gobernador interino e irrumpieron en el recinto legislativo en donde inclusive lanzaron una bomba de humo.

Por tal motivo, estuvieron presentes efectivos de la policía estatal Fuerza Civil y elementos de la Agencia Estatal de Investigaciones.

A pesar de la trifulca, el presidente del Congreso Mauro Guerra no suspendió la sesión e inclusive responsabilizó a Samuel García de intentar sabotear la sesión.

Después de la votación por la que se designó a Luis Enrique Orozco como gobernador interino del estado de Nuevo León para el periodo del 2 de diciembre 2023 al 2 de junio del 2024, y de tomar protesta al cargo, el flamante mandatario estatal ofreció un breve mensaje:

Asumo la decisión del Congreso, que tiene la representación popular y que ha actuado conforme a los mandamientos legales, en medio de una crisis de gobernabilidad. Las instituciones democráticas de nuestro estado están en riesgo y mi primera encomienda será la de dedicarme de inmediato a reencauzar la paz del Estado, dentro de la legalidad, la institucionalidad y la concordia“, afirmó.

Orozco Suárez manifestó que la legalidad y la gobernabilidad del Estado están en peligro, porque persiste la idea de rechazar lo que mandata la ley por no estar de acuerdo con lo que ordena.

“Es momento de poner los intereses del Estado y de nuestros ciudadanos por encima de los intereses partidistas, políticos y personales, es momento de pensar en el bienestar de todos los ciudadanos.

“La situación actual demanda lo mejor de nosotros; debemos de regresar al Estado la gobernabilidad que merece nuestro querido Nuevo León, reconstruir los lazos de comunicación, cooperación colaboración y apoyo para todos los municipios independientemente del partido que los gobierne”, destacó.

Aseguró que buscará al gobernador Samuel Alejandro García Sepúlveda, para realiza la entrega-recepción de la administración que ocupará por seis meses a partir del sábado dos de diciembre.

Te puede interesar: Labor del Inai no es negociable ni optativa: Ibarra Cadena

@yoinfluyo

Facebook: Yo Influyocomentarios@yoinfluyo.com

Compartir
No hemos podido validar su suscripción.
Se ha realizado su suscripción.

Newsletter

Suscríbase a nuestra newsletter para recibir nuestras novedades.