Vasconcelos y su legado en la SEP

“Salvar a los niños, educar a los jóvenes, redimir a los indios, ilustrar a todos y difundir una cultura generosa y enaltecedora, ya no de una casta, sino de todos los hombres”, fueron los propósitos de José Vasconcelos.


Aniversario de la SEP


El 25 de julio de 1921, el entonces presidente Álvaro Obregón decretó la creación de la Secretaría de Educación Pública, pero fue meses más tarde, hasta el 3 de octubre del mismo año, cuando dicho mandato se publicó en el Diario Oficial de la Federación. La SEP es el principal órgano de educación en México, se encarga de encaminar el rumbo de la educación pública y privada.

Esta institución fue creada con el objetivo de institucionalizar y bajo un gobierno posrevolucionario. Uno de los discursos principales de Álvaro Obregón fue el brindar educación de calidad a toda la población; por ello la creación de esta Secretaría, dedicada a la educación, promovía su plan de gobierno.

José Vasconcelos y su legado a la educación

Es imposible pensar en la SEP sin tener en la mente a José Vasconcelos, destacado filósofo y primer secretario de Educación Pública, que se caracterizó por impulsar la educación basada en el humanismo; además de apoyar la construcción del edificio de la SEP, considerado uno de los recintos históricos más importantes de la Ciudad de México.

Austreberto Martínez Villegas, doctor en Historia moderna y contemporánea por el Instituto de Investigaciones Dr. José María Luis Mora y maestro en humanidades por la Universidad Autónoma Metropolitana (UAM), afirmó que Vasconcelos logró aumentar la alfabetización y se crearon escuelas rurales, además se priorizó la cultura y la enseñanza de las bellas artes.

“Vasconcelos vio en los maestros un ejército de paz, los consideraba como los apóstoles de la educación y veía en la educación una misión casi religiosa”, recalcó Martínez Villegas respecto a la dedicación que tuvo José Vasconcelos para llevar educación a todos los rincones de México.

El doctor en historia indicó que Vasconcelos tenía muy claro que los mexicanos tenían que ser educados en el humanismo, “un humanismo religioso que reconociera al país como parte se la comunidad hispanoamericana”, además de reconocer en su formación los valores de la literatura, la poesía y de la retórica.

Por otro lado, Vasconcelos apoyó la construcción del edificio de la Secretaría, que en la época del Virreinato fue ocupado por el Convento de la Encarnación y posteriormente por el edificio de la Antigua Aduana. “Vasconcelos quería reflejar la herencia del pasado cultural mexicano… le dio nueva vida al edificio”, contrató muralistas como Diego Rivera, Federico Canessi y Roberto Montenegro quienes reflejaron con sus murales la riqueza de México.

“Este edificio cobró vida y se fortaleció la imagen de recinto difusor de la cultura e instrucción pública… heredo la idea original de Vasconcelos de renovación espiritual a través de la educación”, afirmó Austreberto Martínez. José Vasconcelos fue un visionario, que buscaba que todos los mexicanos se sintieran orgullosos de su patria a través de las artes y la cultura.

Desvanecida la idea de Vasconcelos

El historiador aseguró que se han perdido los objetivos que Vasconcelos en su momento impulsó, pues la calidad en la educación que brinda la SEP ha decaído y se han priorizado aspectos políticos o del interés del estado.

Recalcó que pareciera que hay una lucha entre padres y Estado por la educación de los niños, “ninguna instancia gubernamental debe tratar de implantar ideologías que vayan en contra de la visión técnica y humana que los padres buscan infundir en sus hijos”.

Además, comentó que “debe haber una formación en las distintas ciencias sociales, naturales y también en el humanismo y la cultura, como en un inicio proponía Vasconcelos”, porque en ocasiones el Estado descuida su tarea educativa, que implica el humanismo basado en valores.

Austreberto Martínez finalizó esperando que próximamente se abran espacios de “sincera colaboración entre el gobierno y la población para sentar las bases de la educación que recibirán los niños en las instituciones públicas”.

 

Te puede interesar: La literatura es la voz de nuestra historia 

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.