El mecanismo de control de precios debe respetar la Ley Federal de Competencia Económica

La International Chamber of Commerce México hizo un llamado urgente para que la Cofece y el gobierno federal diseñen mecanismos de diálogo con el sector privado en relación con el aumento de precios y eviten violaciones a la ley.



En espera del anuncio oficial que en los próximos días realizará el presidente Andrés Manuel López Obrador sobre un pacto económico entre productores y empresa a fin de contener la inflación más alta de los últimos 21 años, la International Chamber of Commerce México (ICC México) recomendó que dichas acciones se realicen dentro del marco de la Ley Federal de Competencia Económica (LFCE).

La Comisión de Competencia Económica del organismo comercial afirmó que coincide con el propósito de apoyar la economía de las personas con menores recursos en el país, sin embargo, advirtió que este debe realizarse en términos que no infrinjan la LFCE.

Consideró que tanto el gobierno como las empresas deben conocer los riesgos e implicaciones de reunirse para discutir los problemas relacionados con el alza de precios, aun cuando exista la loable intención de encontrar soluciones que sean en beneficio de la población.

La ICC México citó lo señalado en el artículo 9 de la LFCE, el cual indica que para poder fijar precios oficiales o precios máximos de un producto, la Comisión Federal de Competencia Económica (Cofece) debe hacer una declaración previa de que en el mercado de que se trate, no existe competencia efectiva o hay una distorsión en el mercado que lo impide.

Hasta entonces, la Secretaría de Economía o el presidente de la República pueden convocar a las empresas productoras, distribuidoras y comercializadoras de los productos para informarles que debido a determinada falla de mercado, temporalmente se fijará el precio máximo tomando en cuenta sus costos y márgenes de ganancia razonables.

“En caso de omitir este paso, las empresas manipularían el precio y violarían el artículo 53 de la LFCE, que es una de las faltas más graves que se sanciona con hasta el 10 por ciento de los ingresos de las empresas, independientemente de responsabilidades de carácter penal”, precisó el organismo comercial.

Asimismo, recordó que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) ha indicado que la práctica no se configura porque su monto haya sido a la baja o al alza, sino por la existencia de acuerdos adoptados. De ahí que si empresas competidoras se reúnen -a petición del gobierno- a discutir no aumentar precios a determinado nivel, estarían en riesgo de violar la LFCE y cometer un delito federal.

Por estos motivos, la Comisión de Competencia Económica de la International Chamber of Commerce México hizo un llamado urgente para que la Cofece y el gobierno federal diseñen mecanismos de diálogo con el sector privado en relación con el aumento de precios y eviten violaciones a la ley.


Te puede interesar: El mercado de abasto no necesita precios fijos sino estabilidad de precios: ConComerciPequeño 

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.