Sección - Yo Influyo News - Silvia del Valle Márquez

El estilo de vida de las familias lo deciden los padres y tienen el derecho de buscar la educación de los hijos que vaya de acuerdo con el estilo de vida.
La psicomotricidad en nuestros hijos se puede desarrollar con ayuda de actividades como gatear o tejer.
Silvia del Valle te da cinco consejos para diferenciar si tus hijos están cansados y por eso no realizan con normalidad sus actividades o simplemente tienen flojera.
Al final de las vacaciones los hijos y los padres no saben qué hacer para mantenerse activos. Silvia del Valle te da cinco tips que puedes aplicar en las vacaciones.
Enseñar a los hijos a reflexionar sobre sus acciones no es tarea fácil, sin embargo, con el ejemplo es más fácil que lo entiendan y lo utilicen en su vida.
La música puede ser un factor importante en la educación de nuestros hijos porque les ayuda a mantener activo el cerebro.
Las redes sociales pueden ser un medio para difundir nuestras ideas, incluso las religiosas, siempre y cuando se haga con responsabilidad y respeto.
En la actualidad, la comunicación entre padres e hijos es fundamental para construir un buen ambiente familiar, sin embargo la forma en la que se habla con los hijos está cambiando.
La alegria debe ser el accesorio principal de nuestros días ya que así podemos tener armonia en nuestras vidas, y educar de mejor manera a nuestros hijos para que a pesar de las adversidades, ellos puedan ser felices y encontrar lo maravilloso en todo momento de su vida.
Los padres juegan un papel fundamental en la educación de los hijos debido al vínculo familiar, por lo que es importante que en todo momento se trate a los hijos con amor y respeto, sin importar la situación en la que se encuentren, siempre se les debe comprender.
El corazón de nuestros hijos es frágil y fácilmente puede ser mal influenciado, por lo que aquí te dejo 5 tips que te pueden ayudar a proteger y fortalecer el corazón de tus hijos.
Las madres han perdido el reconocimiento y valor de su esfuerzo por sus hijos, es por ello que hay que educarlos y enseñarlos a valorar lo que una madre hace día a día por ellos.
Vivimos en un mundo que cada día nos ofrece muchos estímulos, sin embargo, a nuestros hijos puede que ya no les cause asombro e incluso disminuir su capacidad de imaginación y empatía con la sociedad.