Sección - Yo Influyo News - Ana Teresa López de Llergo

Para lograr un buen trabajo, es necesario ser un buen trabajador. En este rubro algo estamos haciendo mal, pues tenemos el accidente en la Línea 12 del Metro.
El trabajo es un excelente organizador de la persona porque exige jerarquizar actividades, aprender a priorizar y a ser previsor.
La política auténtica es el servicio a todos, pero especialmente a los más desprotegidos, a todos se les abren las puertas para el bien común.
La necesidad de ejercer nuestro derecho de ciudadanos ante las votaciones del 6 junio es un incentivo para examinar el modo de prepararnos dentro de la familia.
Un auténtico líder ha de comprender a las personas a su cargo, fundamentalmente sus necesidades.
La patria demanda nuestro patriotismo para señalar el mejor rumbo en las elecciones del próximo 6 de junio.
En México, la elección de los gobernantes está vinculada a los partidos políticos, ellos hacen la selección de un candidato y le apoyan durante la campaña.
La crisis moral ha provocado la mentira, el robo, la inseguridad, la indiferencia, la extorsión y el crimen.
Los educadores no se improvisan y su deber es asumir la responsabilidad de colaborar en la superación a la que cada persona está llamada.
Cuando se menciona sentido común, se entiende algo que fluye de todas las personas de manera espontánea y siempre corresponde a un beneficio individual y social.
La verdadera felicidad no consiste en vivir en tensión, ni en laxitud, sino en la armonía.
Morir con dignidad se reduce a un planteamiento altruista, pero difícil de lograr en la práctica, porque no ven la relación entre la dignidad y alguien deteriorado.
El bienestar expresado en términos de salud es absolutamente frágil, todas las personas somos vulnerables y los resultados son impredecibles.