Sección - Yo Influyo News - Juan Ignacio Zavala

El gabinete de AMLO es un caos total, dan de qué hablar y no precisamente por buenas acciones, así lo demuestra los hechos recientes de los integrantes de Morena.
La situación de Baja California afecta al país, pero también a Morena porque eso significa que los integrantes del partido estarán cumpliendo sus caprichos y necedades sin importar lo que pase en México.
La renuncia de Urzúa no siguió el protocolo tradicional y, después de hacer pública su decisión, recibió la respuesta del presidente que se basaba prácticamente en adjetivos poco positivos.
Algunos integrantes de la Policía Federal se manifiestan para reclamar sus derechos laborales y se niegan a pertenecer a la Guardia Nacional de AMLO.
El festejo de AMLO por su triunfo en las elecciones presidenciales fue a lo grande e inspiró a otros a seguir con la austeridad, como Canal 11, Notimex, IPN, entre otros.
A un año de las elecciones presidenciales, AMLO y su equipo no han dado buenos resultados, sin embargo, no se le puede negar el triunfo en la elecciones presidenciales.
A un año de las eleciones presidenciales de donde AMLO salió victorioso y representó la esperanza de un cambio, Juan Ignacio Zavala analiza la situación actual.
AMLO toma los temas importantes a la ligera; es verdad que el presidente no debe alarmar a la ciudadanía, pero es importante comunicar información veraz.
La situación de Radio Centro es política y económica. Sorprendió a muchos que periodistas cercanos a la 4T sean ahora la voz del grupo radiofónico; sin embargo, esta decisión va de la mano con sus problemas económicos.
AMLO ha demostrado que no es precisamente un experto en historia, pero puede dar lecciones básicas en sus conferencias presidenciales.
La agencia de Notimex está al servicio de la cuarta transformación, tanto que la actual directora se ha encargado de que la información sea en beneficio del presidente.
Algunos gobernadores de diferentes estados de la República fueron humillados por el presidente, pero AMLO no se da cuenta que afecta directamente a su gobierno e imagen.
Andrés Manuel no deja de agredir verbalmente a sus opositores y descalificar. Ahora llamó cretinos a todos sus opositores, no deja de llamarles conservadores y lo único que logra es dividir a la ciudadanía.