Deer Park: comprar un moribundo a precio de cadáver

La merma observada en 2019, por 2 mil millones de pesos, se derivó del mantenimiento mayor, al que se sometió la refinería.



PORRAS E INCIENSO

El 21 de enero del 2022, los elogios del respetable inundaron las redes:
EXCELLENTE INFORMACIÓN, GRACIAS MI SR PRESIDENTE POR OBTENER NUESTRA SOBERANÍA, MIL GRACIAS POR SU GRAN EQUIPO… Felicidades por ese logro tan importante para México (sic) como lo es la refinería Deer Park, gracias Sr Presidente por su trabajo y dedicación a nuestro país. Bendiciones…Gracias Presidente por el esfuerzo de dar a los mexicanos otra Refinería para resguardar la Soberanía energética del país. Dios lo bendiga… Muchos Aplausos, se está recuperando la soberanía energética. Estamos con nuestro presidente… Muchas gracias, felicidades a usted y a su gabinete, por estar rescatando a nuestro México de todo el saqueó que estaban haciendo los vende patrias y rateros de cuello blanco….. Viva México (sic). Estamos muy contentos, muy agradecidos porque nos da confianza en nuestros energéticos (sic). No dependamos del extranjero (sic), es lo peor que puede pasarle a cualquier país (sic)…. SALUDOS QUERIDO PRESIDENTE GRACIAS Y FELICIDADES POR ESTE GRAN LOGRO PARA EL BIENESTAR DE LOS MEXICANOS.

Cuando se observan los detalles en https://www.youtube.com/watch?v=cSQD4QHPv9I, cualquiera puede darse cuenta que los de las felicitaciones tienen la misma leyenda. “Hace 3 meses”.

La razón de tanto incienso es que llegó el momento de tiznar al destinatario, quien, haciendo gala de su consabida verborrea, señaló en aquella oportunidad: “Deer Park es propiedad del pueblo de México”.

DUEÑOS ¿DE QUÉ?
Independientemente de toda la coreografía del momento, la estrategia del ubérrimo Epigmenio Ibarra funcionó. Los mexicanos ya éramos dueños de una cosa que se tenía que decir en inglés… ¡y se escuchaba padrísimo! Era, prácticamente, iniciar la invasión a los Estados Unidos, recordando el nacionalista suceso de Pancho Villa.
Nadie sabía a ciencia cierta que habíamos pagado, pero ya era nuestro.

LA MALDITA REALIDAD
Como lo captura la nota - https://momentofinanciero.mx/deer-park-3-anos-reportando-perdidas/-) el molusco-invertebrado-gaseoso que compró la 4T –para variar- “…cerró el 2021 con pérdidas por 6 mil 749 millones de pesos….”

Es decir, también le dio COVID-19.

En sus operaciones de negocios, la nueva entelequia de Pemex sumó pérdidas por 17 mil 739 millones de pesos en sus operaciones como negocio, agrega la nota.

Y, por si fuera poco… La merma observada en 2019, por 2 mil millones de pesos, se derivó del mantenimiento mayor, al que se sometió la refinería.

Pero como en estos años, ser parte de la sencilla tesis, antítesis y síntesis, de echarle la culpa a otros, en el caso de Deer Park, tampoco podía faltar.

Mis adorables lectoras y amables lectores deben ser enterados:

La culpa de todo esto la tuvieron: La merma observada en 2019, por 2 mil millones de pesos, se derivó del mantenimiento mayor, al que se sometió la refinería.


Te puede interesar: El odio se acuna, se acuña y revienta 

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com

@yoinfluyo 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.