Educando hijos que tiene inteligencia lingüística

El primer contacto que tienen nuestros hijos con el lenguaje es por nuestro medio.


Educando a los niños


La inteligencia lingüística es aquella que nos permite tener habilidad con las palabras ya sea de forma escrita o verbal.

¿Cómo sabemos que nuestros hijos tienen más desarrollada esta inteligencia?

Pues son los niños que hablan muy pronto, que aprenden desde muy pequeños palabras difíciles y las saben aplicar adecuadamente, les gusta escuchar cuentos y, cuando aprenden a leer, les gusta leerlos, inventan historias y hasta inventan palabras que les dan un significado específico.

¿Qué pasa si mi hijo no tiene desarrollada esta inteligencia? Pues nada, sólo es necesario ayudarle, sabiendo que le costará trabajo y que debemos tener paciencia para que adquiera estas habilidades.

En cambio, los niños que sí tienen desarrollada esta inteligencia gozarán de las actividades que les pongamos y quizá quieran avanzar más rápido que el resto de sus hermanos, pero es necesario que aprendan a esperar y seguir el ritmo del grupo, así también estaremos educándolos en la inteligencia emocional.

Por eso aquí te dejo mis 5Tips para educar a nuestros hijos en la inteligencia lingüística.

PRIMERO. Que escuchen cuentos o fábulas desde pequeños.
El primer contacto que tienen nuestros hijos con el lenguaje es por nuestro medio. Aun antes de nacer, ya nos escuchan y van aprendiendo las palabras que van escuchando, a pesar de que aún no tienen un significado particular porque no conocen el concepto que les corresponde, van aprendiendo sobre las palabras y van asociando sentimientos o estados de ánimo a ellas.

Si nosotros hablamos adecuadamente y les leemos cuentos, aun antes de nacer, nuestros hijos desarrollarán el gusto por las palabras y la inteligencia lingüística se desarrollará.

Cuando están bebés es bueno continuar con dichas lecturas y dependiendo de su desarrollo, es bueno comenzar a enseñarles las imágenes o dibujos que trae el cuento para que vayan formando los conceptos de cada palabra o frase.

Además, conforme vayan creciendo es necesario aumentar la complejidad de las lecturas para que vayan adquiriendo mayor lenguaje.

Y cuando tengan ya capacidad de leer por sí mismos, es necesario que les fomentemos la lectura en voz alta y de comprensión.

Vale más que sepan leer bien a que sepan leer muchas palabras en poco tiempo.

SEGUNDO. Dialoga con tus hijos, aunque no te puedan contestar.
Es importante que les hablemos bien, que les platiquemos lo que estamos haciendo o a dónde vamos a ir.

A veces puede parecer inútil, pero esto acerca a nuestros hijos al mundo de las palabras y les estimula el aprendizaje de las mismas.

También es bueno que cuando hablemos con nuestros hijos pequeños nos vean, para que aprendan como se pronuncian las palabras.

Conforme van creciendo es necesario que les hablemos correctamente y no como a niños pequeños, así aprenderán la adecuada pronunciación de las palabras.

Con nuestros hijos más grandes, es necesario seguir fomentando los momentos de diálogo, para saber lo que piensan y para compartir con ellos diferentes temas que les ayudará a incrementar su vocabulario y les hará más formada su conciencia ya que les podremos solucionar sus dudas.

TERCERO. Conforme vayan creciendo, cómprales libros de acuerdo con su edad.
Ahora existen libros que fomentan el desarrollo sensorial ya que están hechos de dientes materiales y además fomentan el gusto por la lectura porque hacen que nuestros hijos convivan con los libros desde muy pequeños.

También existen libros de plástico que pueden manipular desde bebés.

Ahora tenemos a la mano libros para todas las edades y de diferentes características, por ejemplo, ahora hay muchas series de libros de las obras clásicas de la literatura adaptadas para niños pequeños y también para jóvenes.

Sólo es cuestión de buscar lo que les convienen más a nuestros hijos.

Para asegurarnos de que están leyendo y comprendiendo lo que leen, podemos pedirles que nos platiquen un poco sobre el libro o que nos hagan un dibujo, lo principal es que comprendan lo que leen.

CUARTO. Que jueguen con las letras del alfabeto.
Para los niños que ya se sientan y pueden manipular cosas medianas existen letras de plástico que les ayudan mucho para conocer su forma.

Para los que ya están en proceso de lectoescritura hay letras de lija y de diferentes materiales que estimulan a las neuronas para adquirir los conceptos de cada letra.

Y por último podemos ponerlos a dibujar las letras, antes de que aprendan a juntarlas y hacer palabras con ellas.

La parte de la escritura también es importante y por eso podemos decirles que dibujen las letras y que les encuentren formas parecidas a elementos que les gusten para que las asocien y les sea más divertido escribir.

Y QUINTO. Que conozcan la poesía.
Algo que les ayuda mucho a desarrollar la inteligencia lingüística son los poemas y los hay para todas las edades.

Que aprendan a rimar para contar historias es algo genial y para lograrlo es necesario comenzar desde pequeños y que aprendan de nuestro ejemplo.

Como sé que no todos tenemos la habilidad de hacer poemas, existen libros de poemas de muy diversos temas que podemos compartir con nuestros hijos y poco a poco meterlos al mundo de la poesía.

Y por qué no, permitirles que jueguen con las rimas y que hagan ellos mismos sus propios poemas.

Mientras más temprano estimulemos a nuestros hijos, más lograremos que se desarrolle esta inteligencia en ellos, pero nunca es tarde para comenzar a agilizarla.

Te invito a que demos el paso y tomemos cartas en el asunto para desarrollar la inteligencia lingüística y sepamos como educar a nuestro hijo si es la que tiene más desarrollada.

Es así que podemos ayudarle a desarrollar las demás si vinculamos el aprendizaje a estas capacidades que tiene y que nos servirán de ancla para adquirir el resto de los conocimientos.


Te puede interesar: Los juegos de nuestros hijos

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.