Andar de cuentachiles

Se entiende perfecto: es urgentísimo y prioritario invertirle a Chapultepec un lugar que funciona relativamente bien, urge meterle más museos a la zona con más museos del país… ¿o no?



Las ñoras hemos sido acusadas por algunos de andar de cuentachiles y de ponernos históricas y en lugar de histéricas y otras lindezas semejantes. Pero esta semana esta ñora se topó con algunos interesantes conteos que algunos ñores periodistas hacen de las promesas que el creo-que-la-investidura-presidencial-es-como-la-capa-de-la-invisibilidad-de-Harry-Potter ha hecho durante su periodo.

Resulta que en 2019 anunció que para el 1 de noviembre de este año viviríamos ya en el paraíso de la seguridad, ese hermoso lugar con un lago en Texcoco y una refinería completamente seca en Dos Bocas y con un aeropuerto donde los cerros son atravesados por los aviones sin hacerse daño… Cabe señalar que esta promesa la hizo unos días antes de la espantérrima masacre de la familia LeBaron que ocurrió el día 4 de noviembre. A la fecha, esta familia sigue sin recibir justicia y en el último viaje al norte del no-me-paro-en-Tabasco-a-ver-a-mis-paisanos-damnificados-porque-se-me-moja-la-investidura-presidencial fingió que los recibía en un discurso que en realidad estaba dando en un templete (sí pagado por nosotros) pero donde sólo había periodistas.

El 8 de octubre de este año se comprometió a que expondría las irregularidades y cochineros que lo motivaban con un espíritu incansable a darles matarili definitivo a los fideicomisos. Lograr la muerte de esos terroríficos instrumentos del mal que guardaban el dinero clasificado para usos especiales, como las ñoras guardamos dinerito en sobres para evitar que el día de pagar la renta no tengamos, fue una larga batalla donde incluso un senador de Tlaxcala perdió la vida porque tuvo que acudir a la sesión enfermo de COVID (y contagió a varios). Pues a jueves por la mañana cuando esta ñora escribe su columna, todavía no se ha dado a conocer ni una sola de las maldades que justifiquen la acción justiciera de apoderarse del dinero para apoyo a la ciencia, al cine, a las víctimas de la violencia y a otros.

La ñora cuentachiles también recordó otra promesa incumplida de la cual tampoco nadie habla más: mover las secretarías a diferentes lugares de la República para descentralizar la administración. Sí, claro que se cruzó la pandemia y lo del anillo al dedo aquí sí le aplica pero de maravilla. Sin embargo, en todo 2019 apenas la Secretaría de Cultura medio se mudó a Tlaxcala, no más. La ñora piensa que ahora esta secretaría pues se tendrá que regresar e instalar en pleno Chapultepec porque según oyó el otro día mientras lavaba los platos, en el presupuesto la mayor parte del presupuesto se destinará a remodelarlo. Se entiende perfecto: es urgentísimo y prioritario invertirle a Chapultepec un lugar que funciona relativamente bien, urge meterle más museos a la zona con más museos del país… ¿o no?

Respecto a la no rifa del no avión presidencial ahí hay que ser justo, a un mes del eventazo que atrajo multitudes, se presentaron a los ganadores: siete escuelas… y ese mismo día anunciaron que había 22 personas que no habían ido a cobrar su premio. la cara de What de esta ñora. ¿Se le olvida a alguien checar si ganó 20 millones de pesos en el sorteo más publicitado de la historia? Esta ñora seguro no está en el camino de santidad porque es bien terrenal y ya habría ido corriendo a cobrarlo… aunque el plazo es de un año para cobrarlo. Aunque dudo que los dos lectores de esta columna hayan comprado un cachito de esa no rifa, los invito a verificarlo, no vaya a ser que sean felices ganadores.

El plazo aún por cumplirse, esta ñora no quiere ser aguafiestas, y menos cuando se trata de un proyecto defendido con uñas y dientes por una mujer como Rocío Nahle. Y se sabe que la ñora y la sororidad somos uno mismo (si en tu cabeza resonó aquella completaste con un “guooo, nadie a ti te conoce, desplantes de niña, peleas, discusiones” recuerda: quédate en casa, sí eres persona de riesgo), pero sospecha que el plazo para inaugurar la refinería de Dos Bocas se va a aguar porque por octava ocasión (y contando) se inundó Dos Boca. La guerrera del dos veces doctor Ackerman ha dicho que no nos preocupemos, que como cuando la ñora trapea en un ratito se seca y queda rechinando de limpio el terreno.

En asociación de ideas, esta ñora se quedó pensado si ahora que todo indica que el ganador de las elecciones gringas será Biden, ¿no sería buen idea nombrar a Nahle secretaria de Relaciones Exteriores? Después de todo, comparte cama con un gringo y ha demostrado competencia inigualable para caminar en aguas pantanosas… Ah, no perdón: para crear aguas pantanosas donde antes había manglares.

Esta ñora como ven, por hoy, anda de buen humor, veremos cuánto le dura porque acaba de trapear y donde algún escuincle, perdón bendición, se le ocurra cruzar para ir una galleta…

 

Te puede interesar: Una historia de amor y una casa que no fue

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.