México necesita más empresarios

Somos los empresarios los que generamos más del 80% de los empleos del país y no hay política social más incluyente e igualitaria que la generación de empleos.



Mitofsky realiza una encuesta nacional sobre confianza en las instituciones. La pregunta que hace a los encuestados es: “¿Qué calificación le daría a las siguientes instituciones?” y entre 19 instituciones las 3 mejores evaluadas -del 1 al 10- son el ejército con 8.00, universidades y Guardia Nacional con 7.7 e Iglesia con 7.4. En el otro extremo están los senadores con 5.9, los diputados y los sindicatos con 5.7 y en el piso los partidos políticos con 5.3.

En medio de esta tabla están los empresarios con una valoración de 6.8 compartiendo la misma calificación con la Suprema Corte de Justicia de la Nación. Sinceramente me habría esperado que como empresarios estuviéramos más abajo y no en media tabla, ya que este gobierno se ha dedicado a resaltar la corrupción empresarial sin distinción alguna.

Por supuesto que la corrupción de algunos pseudo-empresarios sin escrúpulos es indefendible y mancha el prestigio de este sector; por el contrario, estoy convencido de que somos los empresarios los únicos que podemos sacar adelante a este país.

Hay quienes piensan que empresario es aquel dueño de empresas grandes que, de acuerdo al Inegi, representan menos del 1%, pues son los más conocidos y los que por su propia naturaleza usan y se ven más en los medios de comunicación. Pero no podemos dejar a un lado que más del 90% de las empresas formales son Pymes y que se estima que 2 de cada 3 negocios en el país son informales. Todo este universo está encabezado por empresarios… sí, empresarios.

Sé que a los que estamos en la formalidad no nos gusta incluir al sector informal dentro del rubro de empresas y emprendimientos productivos y se entiende porque muchas veces se da una “competencia desleal”, pero también podemos entender cuál es el espíritu y la energía que circulan por la sangre de todos esos emprendedores a quienes podemos llamar también empresarios.

Somos los empresarios los que nos atrevemos a emprender, los que arriesgamos nuestro capital, los que generamos empleo, los que literalmente salimos a la calle a rifarnos la vida misma por mantener ese sueño y un proyecto generador de riqueza. Somos también quienes nos levantamos ante la adversidad y somos capaces de volver a empezar de nuevo.

Somos los empresarios los que generamos más del 80% de los empleos del país y no hay política social más incluyente e igualitaria que la generación de empleos. En la medida en que tengamos mejores condiciones para desarrollar lo que sabemos hacer también podremos ofrecer mejores oportunidades a nuestros colaboradores.

Un reto que tenemos los empresarios también es ser socialmente responsables, eso se traduce en crear condiciones internas dignas, el cuidar a nuestros proveedores como cuidamos a nuestros clientes, el cuidar el medio ambiente y hacer algo por nuestro entorno a través del apoyo a instituciones o la creación de instituciones o empresas que atiendan las principales necesidades de la sociedad. #OpiniónCoparmex

 

Te puede interesar: El futuro de México está en el empleo digno

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com

@yoinfluyo 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.