“Trapo” verde polariza el Senado

“Poner un trapo verde en mi escaño, en un escaño que no es el suyo, Patricia Mercado, hace que otras mujeres y otros ciudadanos piensen que yo apoyo el aborto cuando estoy en contra”, fueron las palabras de la senadora Lily Téllez luego de encontrar en su lugar un pañuelo verde con el texto “aborto libre, seguro y gratuito. #AbortoLegalYa”.


Problemas en el Senado


Pañuelos color verde, que representan el apoyo al aborto, fueron colocados en el senado dejando a senadoras disgustadas por esta situación y causando discusiones entre ellas. Lily Téllez, quien forma parte del partido Movimiento Regeneración Nacional (Morena), expresó que “el aborto es un asesinato” por lo que ella no lo apoyaba.

“Así como todos los que tienen aquí un trapo verde, con la libertad de decir lo que piensan, yo también tengo derecho a rechazar este trapo verde. Porque yo represento a muchas personas que creemos que el aborto es un asesinato”, comentó Lily Téllez ante todo el Senado.

Téllez señaló que Patricia Mercado, perteneciente al partido Movimiento Ciudadano, fue la culpable de que estos “trapos” verdes estuvieran en los escaños, horas más tarde Mercado declaró que las responsables habían sido activistas feministas, “la senadora Kempis y yo les abrimos la puerta, eso sí”.

De igual manera, Téllez aplaudió la decisión que tomó el Congreso de Nuevo León al castigar con cárcel la práctica del aborto e invitó a los senadores que comparten una postura contra el aborto como lo hace ella a presentar “algo igual a lo que hizo Nuevo León”.

El disgusto no finalizó con estas declaraciones de la senadora de Morena, ya que después se dio un intercambio de posturas y formas de pensar entre Téllez y Malú Micher, ambas del mismo partido.

Sin embargo, éste no fue el único mal entendido que existió, ya que durante la entrega del reconocimiento “Elvia Carrillo Puerto” a María del Consuelo Mejía Piñeiros, presidenta de Católicas por el Derecho a Decidir, la senadora de Morena Jesusa Rodríguez afirmó que “celebra” a una mujer como María del Consuelo Mejía, ya que “además de ser católica es inteligente, cosa que no es muy común”.

Jesusa Rodríguez no sólo hizo esta declaración en contra de los católicos, también aseguró que es una institución con “grandes problemas de inmoralidad”.

Estas declaraciones causaron disgusto por parte de algunos senadores, como es el caso de la senadora Kenia López Rabadán quien aseguró que eran “lamentables” las declaraciones hechas y reconoció que ella es católica, por lo que no merece ser “calificada ni estigmatizada”.

Finalmente, el senador Jorge Carlos Ramírez, del Partido Revolución Institucional (PRI), subrayó “yo soy católico. Me considero inteligente y que alguien diga que no es compatible la inteligencia y la fe católica, me ofende y ofende a muchos católicos que ni siquiera están presentes para defenderse”.

@yoinfluyo
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.