“8 horas para el trabajo, 8 para el sueño y 8 para la casa”: Día del Trabajo

El trabajo representa un bien para la persona y para la sociedad, a través del trabajo las mujeres y los hombres se dignifican, además que les da los elementos para su manutención.


Día del Trabajo


El Día del Trabajo no sólo se celebra en México, en la mayoría del mundo es obligatorio un descanso el 1 de mayo y todo tuvo inicio con la Revuelta de Haymarket, donde los Mártires de Chicago lucharon 1886 por obtener jornadas laborales de sólo 8 horas por día bajo el lema “8 horas para el trabajo, 8 para el sueño y 8 para la casa”.

El 1 de mayo miles de trabajadores iniciaron una huelga nacional que repercutió en diversas fábricas de Estados Unidos, se reunieron poco más de 400 000 obreros que realizaron 5 huelgas simultáneas, pero a las puertas de la fabrica de McCormik, ubicada en Chicago, la policía abrió fuego contra los manifestantes, siendo éstas las primeras muertes de el movimiento.

En los siguientes días hubo más muertes, hasta el 4 de mayo cuando estalló una bomba contra la policía y 31 obreros fueron acusados y condenados por promover el conflicto. A raíz de lo cual dos de ellos recibieron cadena perpetua, cinco muerte en la horca y uno a realizar trabajos forzados, su culpabilidad nunca fue demostrada.

Años después en 1889 se realizó en París el Congreso Obrero Socialista de la Segunda Internacional, donde se decidió establecer el 1 de mayo como el Día del Trabajo, para conmemorar a los trabajadores que valientemente perdieron la vida en la Revuelta de Haymarket.

Este día se conmemoró en México de manera oficial hasta 1925, por órdenes del entonces presidente Plutarco Elías Calles, sin embargo, años antes, en 1913, la Casa del Obrero Mundial organizó que 25 trabajadores marcharan por empleos justos.

Condiciones actuales de trabajo

El trabajo representa un bien para la persona y para la sociedad, a través del trabajo las mujeres y los hombres se dignifican, además que les da los elementos para su manutención ya que fruto del trabajo se obtiene la ganancia que permite cubrir principalmente necesidades básicas como comer y tener un lugar donde vivir.

Según el Observatorio de Trabajo Digno, el que conforman cerca de 60 organizaciones, indicó recientemente 8 de cada diez mexicanos que trabajan no tienen condiciones dignas, ya que no tienen un ingreso digno, no cuentan con un contrato formal y estable, no estan afiliados a ningún esquema de seguridad social y su horario laboral pasa las 48 horas de trabajo semanal.

Esta situación impacta específicamente en el artículo 3 de la Ley Federal del Trabajo de los Estados Unidos Mexicanos, que establece que el trabajo es “un derecho y un deber social” y se debe asegurar la “vida, la salud y un nivel económico decoroso para el trabajador y su familia”.

Sin importar que trabajo se realicé este debe tener condiciones dignas para cualquier persona, ya que dentro de los derechos humanos se encuentran los derechos laborales y el que a una persona no se le den las condiciones adecuadas para desempeñarse y es reproblable.

Además cuando una empresa se compromete y brinda las condiciones y oportunidades dignas a sus trabajadores es evidente, por lo que la revista Harvard Business Review afirmó que los entornos felices, positivos y eficientes elevan el desempeño de los trabajadores 20% más que empresas que no tienen estas condiciones.


@yoinfluyo
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.