Ofrece presidente electo apoyos a migrantes centroamericanos

En el contexto de la caravana migrante hondureña que ya está en México, el presidente electo apunta que las deportaciones no son la solución de fondo al tema migratorio.



El presidente electo, Andrés Manuel López Obrador señaló que en su administración entregarán visas de trabajo para los centroamericanos que quieran entrar a nuestro país.

Comentó que es necesario un cambio en las políticas migratorias, donde más que enfocarse en las deportaciones, se apueste a un trabajo integral en beneficio de las personas migrantes. Por ello es que a partir del 1 de diciembre las visas de trabajo se implementarán inmediatamente.

López Obrador dijo que esta medida fomentará el empleo y las actividades productivas para mitigar la migración ya que “lo ideal es que nadie se vea obligado a migrar y si toman la decisión de salir de sus países que tengan opciones en México”.

Reiteró que el fenómeno migratorio debe combatirse con “desarrollo, trabajo y bienestar en la región”, para ello es necesario buscar otras opciones y alternativas en beneficio de los derechos de los migrantes.

Recordó también que en su última conversación vía telefónica con el presidente Donald Trump, hablaron de la necesidad de un plan de desarrollo integral que incluya a Centroamérica.

Caminata del migrante

El pasado 13 de octubre, salió una caravana de aproximadamente 2 000 migrantes hondureños de la comunidad de San Pedro Sula en Honduras. Pretenden llegar a los Estados Unidos, en una especie de manifestación para reclamar sus derechos como migrantes. Al día de hoy ya habían cruzado la frontera mexicana.

Al respecto, la Comisión Nacional de los Derechos Humanos solicitó al gobierno resguardar el respeto a los derechos humanos de los hondureños, así como el acondicionamiento para alojamiento, alimentación, atención médica y psicológica del contingente.

El gobernador chiapaneco, Manuel Velasco, señaló que la caravana migrante tendrá libre tránsito en el estado, y contarán con todas las medidas de protección necesarias; esto a pesar de los señalamientos del Instituto Nacional de Migración para permitir el paso a nuestro país sólo de aquellos que cuenten con la documentación adecuada.

Cabe señalar que dicha caravana no ha estado exenta de escándalos, por ejemplo, el gobierno hondureño ha cuestionado los motivos de fondo de la caravana al mencionar que uno de los principales dirigentes es Bartolo Fuentes, activista y exdiputado del partido opositor hondureño, Partido Libertad y Refundación, donde milita el expresidente Manuel Zelaya.

Asimismo, el Partido Nacional, partido gobernante en Honduras, responsabiliza al partido opositor de incitar esta caravana para manchar la imagen del actual presidente, Juan Orlando Hernández y de utilizar este movimiento con fines políticos antes que una verdadera preocupación por el tema migrante.

Militarizar la frontera México-EUA

Por su parte, el presidente norteamericano Donald Trump recrudeció su llamado al gobierno mexicano para que detenga la caravana de migrantes e impedir que llegue a Estados Unidos.

De lo contrario, señaló Trump en un nuevo mensaje vía Twitter, enviará al ejército norteamericano a cerrar la frontera sur de Estados Unidos.

Al respecto sostuvo que el “ataque” contra Estados Unidos en la frontera sur, incluyendo elementos criminales y de drogas, es más importante para él como presidente que el nuevo acuerdo comercial con México y Canadá.

Ya el mandatario norteamericano había amenazado a Guatemala, El Salvador y Honduras con retirar inmediatamente los fondos de apoyo a dichos países si no detenían la caravana hondureña.

Leer: México se prepara para la llegada de caravana hondureña

@yoinfluyo
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.