Iglesia informa cómo ayudó a damnificados de sismos

Se celebró la Santa Misa en sufragio de las víctimas de los terremotos, tanto de 1985 como de 2017.



A un año del fuerte sismo ocurrido el 19 de septiembre de 2017, la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) informó de la respuesta concreta dada a los damnificados y comunicó que ha sistematizado esta experiencia en un documento que indica caminos a seguir en este tipo de situaciones de emergencia.

El padre Rogelio Narváez, responsable de la Comisión Episcopal para la Pastoral Social, que deriva de la CEM, (CESP-Cáritas Mexicana) indicó que el proceso de reconstrucción llevará al menos 5 años más, ya que el panorama después de los sismos es “dantesco” y mencionó que al nuevo gobierno le corresponderá “hacer un proyecto de reconstrucción de un México que sigue todavía postrado”.

Señaló que durante los primeros dos meses se entregaron 3 mil toneladas de víveres a 12 circunscripciones eclesiásticas, Antequera-Oaxaca, Mixes, Tehuantepec, Puerto Escondido y Huautla en Oaxaca; Arquidiócesis de Puebla; Arquidiócesis Primada de México; en Valle de Chalco, en el Estado de México; Diócesis de Cuernavaca, en Morelos; Diócesis de Tlapa, en Guerrero y en la Diócesis de Tlaxcala.

El sacerdote recordó que durante septiembre del año pasado se sucedieron 4 terremotos de fuerte intensidad, el del día 7 con epicentro centro de Pijijiapan, Chiapas; el del 8 con origen en Salina Cruz, Oaxaca; el del 19, con epicentro cerca de Axochiapan, Morelos; así como el del día 23, cuyo inicio fue en Unión Hidalgo, Oaxaca.

Leer: Iniciativas ciudadanas para apoyar a los damnificados

Se informó que la Colecta Nacional recaudó 51 millones 690 mil 646 pesos, de los cuales, 33 millones 993 mil 860 pesos fue de aportaciones nacionales y 17 millones 696 mil 768 pesos provino de fuentes foráneas. Los proyectos impulsado fueron, además de la señalada entrega de víveres, la construcción de 40 centros comunitarios, 35 ya entregados; rehabilitación de 166 viviendas, 113 ya entregadas; construcción de 192 viviendas, 59 entregadas.

Junto a la reactivación de medios de subsistencia, que incluyó una bloquera, lo que apoyó a 85 personas directamente; la construcción de un pozo de agua en Tlapa, Guerrero así como de 2 muros de contención en San Andrés Tuxtla, Veracruz y el desarrollo de un comedor comunitario con 115 beneficiarios, entre otros.

El padre dijo a YoInfluyo.com, que “el sismo del 19 opacó, invisibilizó comunidades totalmente dañadas, porque sin duda la Ciudad de México es muy mediática”, agregó que sin menospreciar lo ocurrido en la capital, no se observó por ejemplo que Morelos presenta daños en 30 de 33 municipios. Señaló que el temblor del 23 derribó la Catedral de Tehuantepec, se sucedía un daño tras otro.

Monseñor Alfonso Miranda Guardiola, secretario general de la CEM presentó el Plan Institucional ante las Emergencias y señaló que “este documento sintetiza la experiencia vivida y aprendida en más de un año de trabajos continuos, con múltiples actores de la Iglesia y de la sociedad, y pretende ser una herramienta eclesial útil, en la que se muestre la ruta de acciones a seguir, para que juntos, Iglesia, gobierno y sociedad civil, podamos salir con éxito, ante cualquier emergencia que se nos presente”.

Monseñor Miranda agregó que “la actuación de un obispo y su equipo, ante un acontecimiento crítico suscitado en su Diócesis, debe centrarse en la intervención inmediata y oportuna para evitar que el hecho tenga consecuencias que dañen o lesionen la integridad física, psicológica, sexual, espiritual, y/o patrimonial de las personas e instituciones involucradas, así como de terceros que puedan resultar dañados”.

Subrayó que el éxito del documento “dependerá de la correcta ejecución de los procedimientos señalados y la aplicación organizada en las Arquidiócesis, Diócesis, Parroquias y demás organismos involucrados”. No obstante estar dirigido a todo el pueblo de Dios, se dirige con mayor énfasis a quienes forman parte de estructura de la CEM.

En cuanto al número de templos dañados, monseñor Miranda indicó que en total se contabilizaron en esta situación mil 850 templos de 26 diócesis y que apenas están llegando los recursos gubernamentales.

Por otro lado, se comunicó la pretensión de que se califiquen a eventos de estas características para recibir apoyos de manera prolongada; por lo que están reuniendo las evidencias correspondientes para presentarlas a Caritas Internationalis. Además, presentaron un video cuya finalidad es para motivar para que continúen las donaciones.

Después de la conferencia de prensa monseñor Miranda, presidió la santa misa con la intención de pedir por las víctimas de los sismos de 1985 y 2017, la cual se llevó a cabo en la Basílica de Guadalupe.

Te puede interesar: Así se vivió el sismo del 19 de septiembre

@yoinfluyo
Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.