Retiran hidratación y alimentación a Vincent Lambert

Una cosa es debatirse entre la vida y la muerte, y otra distinta cuando a alguien que puede seguir viviendo se le retira la ayuda vital. Este lunes Vincent Lambert ya ha sido desconectado de toda ayuda para mantenerlo hidratado y alimentado a pesar de los ruegos de sus padres para no provocarle la muerte.


 


Vincent Lambert tenía 32 años de edad en 2008, estaba casado y era padre de un hijo. Su vida podía considerarse tranquila como la de miles de franceses hasta que un día un accidente de tránsito provocó que todo cambiara al sufrir graves heridas que lo dejaron tetrapléjico y con daños cerebrales irreversibles que le impiden hablar y lo ha mantenido en cama por muchos años, sin embargo, no padece ninguna enfermedad incurable.

Bajo estas condiciones su esposa y algunos de sus hermanos han determinado que los médicos le retiren la hidratación y alimentación que requiere para vivir, pero eso sí suministrándole sedantes para evitar que sienta el dolor de morir.

En contraparte sus padres y uno de sus hermanos han acudido a todas las instancias legales para evitar que los médicos le arrebaten la vida, pero sus esfuerzos han sido inútiles hasta el momento.

En un llamado desesperado, los padres de Vincent enviaron una carta el sábado al presidente Emmanuel Macron y la mañana de este lunes públicamente se dirigieron a él para pedirle que impida que los médicos dejen morir a su hijo, sin embargo, el mandatario ha guardado silencio al respecto.

La fecha ya está marcada, todo está preparado para que este lunes 20 de mayo el personal del Hospital Universitario de Reims donde permanece Vincent inicie con el procedimiento para dejarlo morir.

No es la primera vez que a Vincent le suspenden la alimentación, en 2013 ésta le fue retirada y lo mantuvieron con una hidratación mínima y logró sobrevivir 31 días. Ahora, sin embargo, será diferente porque ni siquiera el personal de atención de pacientes hará algo por él y después de recibir sedantes sólo esperarán a que su vida se consuma.

Enfermo pero no desahuciado

Desde el accidente Vincent es tetrapléjico, pero tiene la capacidad de respirar por sí mismo, tiene ciclos de vigilia y sueño, gira la cabeza, y aunque no puede hablar a veces vocaliza. Reacciona ante la presencia de sus familiares. Incluso es capaz de tragar algo de comida, esta situación no implica que padezca una enfermedad terminal, sólo requiere ser apoyado para recibir los cuidados a los que toda persona tiene derecho como ser alimentado e hidratado.

De acuerdo con los abogados de los padres de Vincent, aseguran que sus tratamientos de fisioterapia, terapia ocupacional, terapia del habla y estimulación sensorial fueron detenidos durante seis años. Además, está encerrado en su habitación, sus visitas son restringidas, sus salidas prohibidas.

La decisión del gobierno francés que pondrá fin a la vida de Vincent ha sido cuestionada por juristas galos e inclusive por el Comité de las Naciones Unidas sobre los Derechos de las Personas con Discapacidad que pidió a Francia una suspensión cautelar para evitar que se retiren alimentos e hidratación en tanto resuelve la apelación de sus padres.

A pesar de ello, legalmente estas voces no han sido escuchadas y todo parece indicar que no habrá poder humano que impida que Vincent muera en pocos días hasta que su cuerpo resista la sed y el hambre a los que será sometido por voluntad de su esposa y hermanos.

El protocolo de fin de vida se inició el lunes 20 de mayo, así las máquinas que lo alimentan e hidratan dejaron de funcionar al tiempo que se le suministran medicamentos que lo induzcan a una sedación controlada, profunda y continuada hasta su muerte como lo prevé la ley francesa.

Un doloroso adiós

Los padres de Vincent lo visitaron por última vez para despedirse de él y darle consuelo antes de que llegue un desenlace fatal.

En un video se puede apreciar cómo su madre lo consuela y le dice: “Pequeño Vincent, no llores estamos aquí, tu papá y yo estamos aquí. Estamos a tu lado, no nos rendimos”.

En el video se alcanza a escuchar la voz de su padre que le dice a su esposa que parece que Vincent mueve la mano para acariciarla.

Sus padres aún siguen teniendo esperanza de que sea escuchada su petición a pesar de que el protocolo de fin de vida, es decir, la desconexión de las máquinas que lo hidrataban y alimentaban ya ha iniciado.

 

Aquí puedes ver el video: Papás de Vincent se despiden de él

Te puede interesar: ¿Cuáles son los derechos de los niños incurables?

 

@yoinfluyo 

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.