La Constitución de México contiene una serie de protecciones para los niños que por diversas situaciones se ven en la necesidad de trabajar.

La responsabilidad civil es un seguro obligatorio para cualquier persona que se encuentre o desee transitar por las carreteras de México y no hay una excepción para los turistas.