El investigador Jorge Traslosheros explicó que la ceremonia del presidente constitucional en el Zócalo no es propio de los pueblos originarios sino virreinal.

De acuerdo con el Instituto Nacional de lenguas Indígenas, el desprecio a las comunidades indígenas está relacionado con el desconocimiento de la riqueza que tienen estas poblaciones.