Anaya, el tercero en discordia

Para nadie fue una sorpresa el “autodestape” del queretano, pues desde hace mucho tiempo para propios y extraños era evidente el camino que estaba labrando para él mismo, quién al más puro estilo de El Chapulín Colorado, tenía todo fríamente calculado. 

Ricardo Anaya al fin hizo pública su intención, que para nadie era sorpresa, de ser pre candidato a la Presidencia de la República por la naciente sui géneris coalición partidista “Por México al Frente”, compuesta por el Partido Acción Nacional (PAN), el Partido de la Revolución Democrática (PRD) y Movimiento Ciudadano (MC) y de la que probablemente sea el único que se apunte por los acuerdos previos en las que dejó atrás en los acuerdos de la mesa.


Anaya se inscribe


Después de que el viernes Ricardo Anaya formalizará junto con Alejandra Barrales y Dante Delgado ante el Instituto Nacional Electoral (INE), la alianza entre sus partidos correspondientes en el movimiento “Por México al Frente”, el sábado renunció a la presidencia nacional del blanquiazul para al día siguiente anunciar su intención para buscar la candidatura por su partido.

Para nadie fue una sorpresa el “autodestape” del queretano pues desde hace mucho tiempo, para propios y extraños era evidente el camino que estaba labrando para él mismo, quién al más puro estilo de El Chapulín Colorado, tenía todo fríamente calculado. 

Así este domingo en un auditorio del Word Trade Center de la Ciudad de México el expresidente del PAN estuvo arropado por los gobernadores de Veracruz, Tamaulipas y Chihuahua emanados de su partido, y por los famosos “chuchos” del partido del sol azteca, Jesús Ortega y Jesús Zambrano, quienes también fueron testigos de este momento.

En su discurso, Anaya criticó a los gobiernos de Enrique Peña Nieto, pero también le tocó su parte a los surgidos de las filas azules, el de Vicente Fox y el de Felipe Calderón debido a que a pesar de haber logrado llegar a la Presidencia en las administraciones panistas no se hicieran cambios profundos, cambios a las estructuras del sistema las cuales, aseguró prácticamente siguen estando intactas.

De acuerdo a una convocatoria emitida en el PAN nacional se prevé que el 11 de febrero haya elecciones internas para elegir al candidato a la presidencia por este partido, para lo cual quienes intenten contender deberán juntar 28 mil firmas de afiliados en menos de un mes.

El jefe de Gobierno capitalino, Miguel Ángel Mancera, ha dicho que él no contendrá por la candidatura de “Por México al Frente” ya que por ser el candidato del PRD a la presidencia se sometía a lo que decidiera la cúpula de este partido, y que en la mesa de negociación había pesado los números que cada partido tenía tanto a nivel nacional como estatal, por lo que la candidatura a la presidencia le correspondería al PAN y la de la CDMX al PRD.

 

 

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

 

Modificado por última vez en Viernes, 09 Marzo 2018 23:36