Español, ¿idioma universal?

España y México, después de la victoria del comunismo en Rusia, eran estratégicos para difundir el comunismo en Europa y en América respectivamente. Pero, así como falló el intento en España, en México la Cristiada también los hizo fracasar. Gracias a esos valientes gozamos de una relativa libertad religiosa y España se integró al primer mundo.


Valores de la Hispanidad


“Arrancad a la Masonería la máscara con que se cubre, y mostradla al pueblo tal cual es”.
“La Masonería es un auxiliar poderoso del reino de Satanás”.
S.S León XIII Humanum Genus (1884).

La hispanidad es grandiosa y tiene valores y personalidades (imposible citarlos) que el mundo anglosajón no tiene. Sin embargo, estuvimos a punto de perder nuestro idioma, así como en su momento Filipinas, después de 40 años de tenerlo prohibido por el gobierno de EU cuyas intenciones eran anexarse al país como lo hizo con Hawái y Puerto Rico (que no lo dejó). Es una gran proeza de Filipinas, que tuvo dos guerras de independencia, la primera instigada y apoyada por EU y la segunda que 40 años después logró sacudirse el yugo yanqui.

De no haber sido por la derrota total de la “Invencible Armada Inglesa”, (solo superada por la armada de los Aliados para desembarcar el Día D en Normandía en la Segunda Guerra Mundial) en Cartagena de Indias en Colombia (1741) por Blas de Lezo, estaríamos hablando inglés. Habríamos perdido nuestro bello idioma de cervantes parte de nuestra identidad.

Bismarck que puso las bases para fundar el Segundo Imperio Alemán, después de derrotar a Napoleón III en 1871 (el primero fundado por Carlo Magno, el Sacro Imperio Romano-Germánico que duró 1000 años, fue disuelto por Napoleón Bonaparte en 1806), se dio cuenta de lo que pasaba, sin llegar a saber por qué sucedía: “La nación más fuerte del mundo, sin duda es España. siempre ha intentado autodestruirse y nunca lo ha conseguido. el dÍa que deje de intentarlo volverá a ser la vanguardia del mundo”.

Él no sabía que los anglosajones que eran el instrumento ideal de la masonería, al no poder destruir a la hispanidad frontalmente, lo trataron de hacer infiltrando agentes masones en España, empezando por integrar una Logia masónica en Gibraltar en 1726, dos años después ya funcionaba la Logia de Madrid. Y así los masones españoles rodearon al Rey, logrando en 1765 la expulsión de los jesuitas del Imperio Español, con lo que desde adentro lograron desintegrar el imperio donde nunca se ponía el sol, imponiendo las Cortes de Cádiz anticatólicas totalmente. Más adelante al lograr imponer la república (izquierda radical), al punto que ellos mismos se llamaban “los rojos”. Apoyados por Rusia iniciaron una persecución rabiosa y sangrienta contra todo lo que se llamaba católico, esta masacre provocó la Guerra Civil con el surgimiento de los “nacionalistas”, encabezada por Franco, que hizo grande nuevamente a España, lo que nuevamente fue destruido por los socialistas (de Izquierda) en los últimos años (Zapatero y demás).

España y México, después de la victoria del comunismo en Rusia, eran estratégicos para difundir el comunismo en Europa y en América respectivamente. Pero, así como falló el intento en España, en México la Cristiada también los hizo fracasar. Gracias a esos valientes gozamos de una relativa libertad religiosa y España se integró al primer mundo.

Primero, Inglaterra y después EU han sido los instrumentos ideales, para minar desde adentro, aprovechando la complicidad de los masones nacionales, el poder de los pueblos hispanos. En México, con las maquinaciones de Poinsett, obedecido ciegamente por Gómez Farías, Santana, Zavala y otros, destruyeron al Imperio Mexicano fundado por Iturbide y Guerrero, que después del Imperio Ruso que abarcaba 17 millones de kilómetros cuadrados, seguía en segundo lugar con más de 12 millones llegando a Centroamérica colindando con Colombia hasta Alaska. Con la acción de la izquierda citada (masones), perdimos Centroamérica, los territorios del Norte, de Kansas a California (los dos estados más ricos de los actuales EU) hasta Alaska.

Gracias a estas acciones subversivas han controlado al mundo hispánico, siempre contando con los traidores que obedecen incondicionalmente y lo siguen haciendo, las consignas que reciben de arriba (EU). Los traidores controlando el gobierno, siempre apoyados por EU, han estado enseñando en las escuelas una historia falseada totalmente, en la que a los verdaderos héroes los llaman traidores (A Iturbide y a Guerrero los ejecutaron por traidores) y a los traidores a su patria los hacen héroes.

De no haber sido por lo que Bismarck notó, sin darse cuenta de la causa, la hispanidad, que no sólo España, habría seguido siendo “la vanguardia del mundo” y en lugar de ser el inglés el idioma universal, este habría sido el español.

El día en que “dejemos de intentar autodestruirnos” como lo señala Bismarck, “volveremos a ser la vanguardia del mundo”, pero ciertamente que sería basado en valores y no en traiciones y corrupción, que es en lo que se han basado los anglosajones, siendo los mejores instrumentos de la cultura de la muerte (mafia masónica).

La única solución a esto, que abarca todos nuestros graves problemas, incluyendo los de la naturaleza, es reinstaurando la cultura de la vida y del amor.

“Donde hay bosques hay agua y aire puro; donde hay agua y aire puro hay vida” .

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com