Papa Francisco: otra vez, dicen que dijo…

Quienes apoyan y difunden estos ataques al papa Francisco, pecan contra el octavo mandamiento, mintiendo y haciendo juicios temerarios.


Papa Grancisco y chismes


CNN y otros medios, incluyendo a algunos que se dicen católicos y sin embargo operan en contra de la Iglesia y del papado en especial, vuelven a atribuirle al papa Francisco dichos incomprobables. Sí, oootra vez.
 
En este caso, se trata de Juan Carlos Cruz, un chileno víctima de abuso sexual, de quien se informa pasó tres días con el papa Francisco en el Vaticano en abril, comentando su sexualidad y el abuso que dice sufrió a manos de un sacerdote chileno.
 
Describiendo su encuentro con el papa a la CNN, este individuo afirma (según el texto de la nota de CNN), que el papa le dijo: "Sabes Juan Carlos, eso no importa. Dios te hizo así. Dios te ama así. El papa te ama así y debes amarte y no preocuparte de lo que dice la gente".
 
Sin embargo, es SU versión y la interpretación que CNN le dieron. Absolutamente imposibles de comprobar. Respecto a esta noticia, oficialmente El Vaticano indicó que la información de las audiencias privadas es precisamente privada, y no se publica nada sobre ellas.
 
En otros casos, El Vaticano sí comenta oficialmente casos de difamación contra Francisco, como el del periodista italiano Eugenio Scalfari en marzo pasado, que hizo un reportaje de una reunión con el papa (de quien es amigo), sin tomar nota ni grabación alguna, y que puso en boca de Francisco el comentario de que “Un Infierno no existe, la desaparición de las almas pecadoras existe””. Por supuesto que Francisco no dijo tal cosa, y así, públicamente, se lo reclamó El Vaticano. Era la tercera vez que la Santa Sede desmentía a Scalfari sobre falsos dichos papales.
 
No es la primera vez, y no será la última lamentablemente, que se imputen al papa Francisco cosas que no ha dicho, que las distorsionan, les cambian el sentido o las sacan de contexto, con el fin de difamarlo. Recordemos que hace tiempo le atribuyeron mentiras nunca dichas sobre la Virgen de Guadalupe, y aún hay mucho más.
 
Como consecuencia de estas falsedades sobre comentarios o dichos de Francisco se han hecho, por malos católicos escandalizados, serias acusaciones en su contra. Los periodistas que cometen estas ofensas, no se toman la molestia, porque no desean hacerlo, pienso, de confirmar las fuentes y veracidad de lo publicado y referido, algo que todo periodista profesional debe hacer.
 
Quienes apoyan y difunden estos ataques al papa Francisco, como también sucedió contra los papas Juan Pablo II y Benedicto XVI, pecan contra el octavo mandamiento, mintiendo y haciendo juicios temerarios. Llegan al grado infame de considerarlos antipapas. Una ofensa al Espíritu Santo, que guía los pasos de los sucesores de Pedro.

 

@yoinfluyo

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

* Las opiniones expresadas en esta columna son de exclusiva responsabilidad del autor y no constituyen de manera alguna la posición oficial de yoinfluyo.com